FIRMAS Salvador García

OPINIÓN | En espera. Al cincuenta por ciento | Salvador García Llanos

Pues hasta el jueves 3 no se conocerá la suerte de Canarias para entrar en la lista verde del semáforo COVID británico. Así como de Baleares, Malta y varias islas griegas se da por segura su inclusión, Canarias, según publicaciones especializadas, tiene un cincuenta por ciento de posibilidades. Nuestros registros epidemiológicos aún inspiran dudas.

Pero las expectativas se han ido acumulando y en el sector no son ajenos. Según el consejero-delegado de Jet2, Steve Heapy, “la probabilidad de que entre Canarias es de un 50-50. Si lo logra, Jet comenzará a volar a las islas el 24 de junio y pondremos capacidad si las ventas incrementan significativamente. Pero si Canarias no entra en lista verade la semana que viene, probablemente no reanudaremos vuelos allí hasta principios de julio”.

En todo caso, Canarias tiene un punto a favor que puede ayudar a decantar la balanza el 3 de junio: las recomendaciones de viaje del Foreign Office. Y es que, de momento, el ministerio de Asuntos Exteriores del Reino Unido aconseja que solo se viaje a España «por motivos esenciales», con la excepción de Canarias. El gobierno británico informó de que la lista de destinos se actualizará cada tres semanas. De acuerdo con este calendario, la siguiente actualización ya no sería hasta el 24 de junio, para entrar en vigor el 1 de julio. Será en esa fecha donde se decidirá si Canarias (en caso de que no supere la criba del próximo 3 de junio) y los destinos de la España peninsular entran en la lista verde.

«Siempre y cuando España continúe reduciendo la tasa de infecciones e incremente el porcentaje de población vacunada, hacia finales de junio es cuando los consumidores británicos podrían ver a España en la lista verde”, ha pronosticado el consejero-delegado de la agencia de marketing turístico, The PC Agency, Paul Charles.

En el sector se considera que mantenerse en zona ámbar tres semanas o un mes más produciría un impacto negativo, considerando la inminencia de la temporada estival. Los propios ejecutivos de las compañías aéreas revelan que el ochenta y cinco por ciento de los clientes no quieren viajar a destinos en ámbar, por los costes que entraña y por la cuarentena. No solo eso: los aviones que están partiendo desde el Reino Unido rumbo a destinos en ámbar como Canarias tienen cifras de ocupación muy baja, motivo por el cual «nuestros competidores están cancelando vuelos. Es un claro indicio de que los vuelos a destinos en ámbar no son viables comercialmente”.

Atentos entonces a la decisión del Gobierno del Reino Unido del próximo jueves. El reinicio de la actividad y el el proceso de recuperación está muy condicionado por la afluencia de los viajeros británicos. La incertidumbre no puede ser mayor ahora mismo: al cincuenta por ciento.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario