Sanidad SOCIEDAD

SALUD | El HUC ha realizado más de un centenar de implantes de válvulas aórticas percutáneas con buenos resultados

EBFNoticias | El servicio de Cardiología del Complejo Hospitalario Universitario de Canarias (HUC) ha implantado un total de 111 prótesis valvulares aórticas por vía percutánea (Tavi por sus siglas en inglés) desde su puesta en marcha de esta técnica en este centro hospitalario hace seis años. La mayoría se han llevado a cabo a través de la arteria femoral, sólo en un caso a través de una pequeña incisión entre las costillas (vía transapical) y otra transaórticaSe trata de una opción de tratamiento para pacientes con estenosis valvular aórtica severa sintomática que no son candidatos a la cirugía de recambio valvular convencional o cuyo riesgo quirúrgico es muy alto.

Cuando la población envejece la estenosis valvular aórtica (estrechamiento de la válvula aórtica) se hace más prevalente. El paciente comienza a sentir síntomas y su expectativa de vida disminuye convirtiéndose en candidatos para reemplazo quirúrgico de la válvula aórtica. Sin embargo, aproximadamente un 30%de estos pacientes no son operados por tener asociadas comorbilidades que, junto a la avanzada edad, aumentan el riesgo de la cirugía. Estos pacientes son los candidatos en la actualidad al implante percutáneo de una válvula aórtica.

Se han realizado en el mundo más de 350.000 de estos implantes. El primer caso realizado con éxito en el mundo lo llevó a cabo el Dr. Alain Cribier en Francia en el año 2002.

Procedimiento

La vía más usada es a través de la arteria femoral (punción percutánea) en la ingle derecha y, en los casos en los que esta vía no es adecuada, se emplea la vía transapical o la transaórtica que requiere de una apertura quirúrgica en los espacios intercostales.

Para seleccionar a los pacientes candidatos , el HUC cuenta con un equipo multidisciplinar, o Heart Team, formado por los cardiólogos intervencionistas (los que realizan el implante valvular), cirujanos cardíacos, ecocardiografistas y anestesiólogos dedicados al intervencionismo cardíaco.

En la actualidad existen dos tipos de válvulas para el implante: las que usan los balones expandibles, los utilizados en el HUC, y las autoexpandibles.

El procedimiento, que se realiza con anestesia general, se lleva cabo en la Unidad de Hemodinámica y Cardiología Intervencionista por dos cardiólogos intervencionistas con la ayuda del anestesista y un cardiólogo experto en ecocardiografía. Para la selección del tamaño de la válvula es fundamental la colaboración de un médico radiólogo para la realización de un TAC del árbol vascular del paciente y de las características de la válvula con el fin de elegir exactamente el tamaño de la válvula protésica a implantar.

En el HUC

La edad media de los pacientes intervenidos es de 80 años, siendo el 48% varones y el 52% mujeres. Entre otros factores de riesgo, el 78% de los pacientes son hipertensos, , el 57% diabéticos, el 55% dislipémicos y el 37% tiene enfermedad renal crónica.

Resultados

Este procedimiento tiene muy buenos resultados, el éxito se encuentra en torno a más del 90% y la complicación más frecuente es la vascular. La calidad de vida del paciente aumenta considerablemente así como logra una reducción importante de la mortalidad en esta población.

Aunque no se sabe con exactitud la durabilidad de la prótesis valvular implantada, si se conocen los resultados a 8-10 años y se sabe que en ese periodo de tiempo no hay degeneración valvular. En ninguno de los casos realizados en el HUC se ha registrado esta degeneración.

Para el Dr. Francisco Bosa, Jefe del Servicio de Cardiología y responsable de este programa, «los resultados obtenidos en este hospital son similares a los obtenidos a nivel nacional e internacional con un porcentaje de complicaciones y mortalidad similares a las series publicadas en la literatura científica, lo que nos anima a continuar ofreciendo esta modalidad terapéutica a nuestra población».

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario