Espectáculos Música SOCIEDAD

REPORTAJE | 4 artistas que dejaron la escuela para seguir su sueño

EBFNoticias | Erick Guerra | Fuente: biografias.wiki | Es común escuchar a los padres insistir en que sus hijos terminen el colegio. Es fundamental que en la vida actual se tenga un título que acredite los conocimientos, es una de las razones. Otra es que es muy importante tener conocimientos para moverse en la vida y la última, es que sin un título de bachiller o de secundario, es imposible acceder a la universidad. Y tener un título universitario garantiza no solo un ingreso económico sino también en muchos casos, un lugar social.

Sin embargo, muchos jóvenes reniegan de la educación, y si continúan sus estudios es porque se ven obligados frente a determinadas medidas de sus padres. Los chicos sostienen que en la escuela se aburren, que no aprenden nada de lo que es importante en estos tiempos y sobre todo que no hacen lo que les gustaría hacer.

Si bien este es un tema que cada vez más se profundiza en toda la sociedad occidental, no es algo nuevo. Hace muchos años que  hubo quienes decidieron dejar los libros sobre una mesa y  lanzarse en busca de su sueño personal.

Romeo Santos

Así ocurrió con Romeo Santos. El hoy llamado “Rey de la bachata”, nacido en el Bronx y de ascendencia dominicana y portorriqueña, desde pequeño que amaba la música. Fue por eso que se integró al coro de la iglesia a los 12 años; y a los 14, grabó su primer disco con su grupo “Los Tinellers”.

Sin dudas, esto lo incentivó a zambullirse en la música. Tanto que a los 16 años abandonó la escuela para formar Aventura, lo que enfureció a sus padres. Y por más que la banda alcanzó los primeros puestos de rankings de Europa y América, sus padres siguieron disgustados con su decisión. Quizá ahora que ya es solista y tan reconocido, ya hayan aceptado y comprendido su decisión.

Otro famoso que dejó la escuela fue Leonardo DiCaprio. Su madre quedó a su cargo, sin la ayuda del padre. Y es por eso que además del sacrificio que hiciera por él, lo llevó a varias audiciones comerciales, ya que Leonardo tenía encanto y aptitud.

Fue así que el muchacho se inició de a poco frente a las cámaras. Hasta que finalmente a los 16 años, decidió dedicarse totalmente a la actuación, abandonando el segundo año de la secundaria.

Fue una decisión acertada teniendo en cuenta su éxito actoral, además de recibir grandes sumas de dinero por sus personajes.

Sin embargo, posteriormente, logró terminar su secundario con la ayuda de un tutor.

Pero consagrarse al sueño, no es particular del sexo masculino, ya que las mujeres también han dejado sus obligaciones escolares para llegar a su meta.

Así pasó con Jennifer Lawrence, quien, cuando terminó la preparatoria, decidió abandonar las aulas. Lo suyo, ya lo sabía, era la actuación.

Comenzando desde abajo con pequeños papeles en series y comerciales, fue, progresivamente ascendiendo, con su talento, hasta convertirse en la actriz más joven en recibir el premio Oscar en el año 2012 por la película “Silver Linings Playbook”.

Otro ejemplo entre las chicas, es Megan Fox, que también luego de terminar la preparatoria decidió incursionar en el modelaje. Y de allí pasó a la actuación, en la que participó en varios filmes exitosos y en series y programas de televisión.

Megan ha comentado más de una vez que nunca fue popular en la escuela y que sus compañeras se burlaban de ella, porque quería ser actriz.

Por su parte, Beyoncé, dejó sus estudios a los 15 años, aunque los retomó luego. Y Justin Bieber que, con 13 años dejó la escuela, cuando Scooter Braun descubrió un video suyo en Internet y le ofreció llevarlo a la cima. Hasta allí llegó y no ha vuelto a estudiar nunca más.

 

 

 

 

 

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario