FIRMAS Salvador García

Brecha salarial | Salvador García Llanos

La brecha salarial es un hecho. Los más recientes datos aportados por la Unión General de Trabajadores (UGT) referidos a sectores como hostelería y comercio así lo ponen de manifiesto. En la primera, por ejemplo, las mujeres constituyen algo más de la mitad del empleo (el 53,68 % de las personas que trabajan en el sector) y cobran, de media, 12.563,08 euros, lo que significa un 25.01 % de media menos que los hombres y un 45,63 % menos del salario medio anual. En el ámbito comercial, la brecha salarial se sitúa en torno al 28,67 % respecto a los hombres.
 
Hay otro sector productivo, transportes, donde los porcentajes son llamativos. Téngase en cuenta que aquí los sueldos son más altos y la brecha salarial, menor: un 10,4 % respecto a los hombres. Hay bastantes menos mujeres que hombres trabajando (representan el 19,21 % del total de personas empleadas) pero sufren más despidos: el 92 % del empleo destruido en el sector en 2016 afectó a mujeres.
 
Los datos estadísticos de UGT reafirman la visión del sindicato sobre tales aspectos de la realidad laboral del país en un sector clave como es el turismo. Por eso insiste en que “las actividades vinculadas al turismo son fiel reflejo del modelo avalado por la reforma laboral del Gobierno, de precariedad y bajos salarios, y también una muestra de injustificable y alarmante brecha de género que sufre nuestro país”.
 
Hay otros registros con los que contrastar esta brecha. Por ejemplo: 1.018.400 de los trabajadores vinculados a la hostelería, el comercio y el transporte, lo hacen con una jornada a tiempo parcial. El 70,36% de esas jornadas son desempeñadas por mujeres. De todas las personas que están ocupadas en los tres sectores mencionados, medio millón llevan trabajando menos de tres meses, siendo la mitad mujeres. Y la mitad de las personas ocupadas, 2.764.300 llevan trabajando más de seis años (el 43,72% de ellas, son mujeres). Los salarios mediospara el conjunto de los tres ámbitos laborales, en el caso de los hombres alcanzan los 21.050 euros anuales de media, en tanto que las mujeres no superan los 17.028,05 euros, un 19,11 % menos que los hombres. Para ambos sexos el mayor volumen de trabajo por tramos de edad se concentra entre los 30 y los 50 años.
 
Conviene tener presente para entender el alcance de la brecha salarial que, según el Instituto Nacional de Estadística (INE), la riqueza generada por el turismo representa el 11,1% del Producto Interior Bruto (PIB), mientras que las actividades vinculadas al sector servicios (hostelería, comercio y transportes, como hemos dicho) dan ocupación a cinco millones quinientas setenta y ocho mil personas, o sea, el 30 % de las personas con empleo en nuestro país. Casi la mitad de ellas, unas dos millones quinientas sesenta y seis mil quinientas, son mujeres.
La cuestión es si la brecha es reducible. Tendrán que seguir luchando las mismas trabajadoras y las centrales sindicales para lograrlo. Lo que ocurra en los sectores hostelería y comercio es, desde ese punto de vista, importantísimo.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario

Comentarios recientes