Sanidad SOCIEDAD

SALUD. Traumatólogos de La Candelaria recomiendan usar calzado adecuado para evitar lesiones en los pies

EBFNoticas.- Los especialistas del servicio de Traumatología del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria, en Tenerife, adscrito a la consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, recomiendan a la población utilizar calzado adecuado para reducir los problemas de salud en los pies.

La elección de un zapato inadecuado y utilizado de forma habitual puede producir lesiones, como por ejemplo, los de tacón que superen los cuatro centímetros porque supone una carga excesiva sobre la parte anterior del pie, llegando a causar dolor (metatarsalgia) e incluso, en la espalda, rodilla y caderas. Si a este complemento se le suma que su forma tenga una punta extremadamente estrecha, se favorece la aparición de hallux valgus (juanetes) y deformidades en los dedos, como por ejemplo, dedos en garra o montados, callos, durezas, etc.

Función del calzado en sus orígenes

Originalmente, el calzado tenía como función proteger los pies contra los agentes externos que podían lesionarlos, como la temperatura, la lluvia o las irregularidades del terreno, entre otros. Con el tiempo, se convirtió en una prenda de vestir con un componente estético relevante, de ahí que esté sujeto a los dictámenes de la moda y las tendencias, con lo que se antepuso la estética frente la comodidad y funcionalidad.

Cómo debe ser el zapato adecuado

Los doctores Luis Herrera y Carlos Bravo, traumatólogos del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria, recuerdan que debe prestarse atención y cuidados a los pies, ya que serán el soporte de nuestro cuerpo toda la vida.

Por ello, los especialistas ofrecen algunas indicaciones de cómo deben ser los zapatos idóneos.

Así, el calzado debe adaptarse al pie y no éste al calzado, procurando que tenga la longitud y la anchura adecuada; que sea flexible y con el contrafuerte, que es la zona que circunda al talón, rígido para mantener el tobillo en buena posición y con una altura de tacón de entre 2 y 4 centímetros.

Recomendaciones a la hora de comprar un zapato

En este sentido, los traumatólogos del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria, recomiendan seguir las recomendaciones que plantea la American Orthopaedic Foot and Ankle para elegir el calzado correcto a la hora de hora de adquirirlos.

Las tallas varían según los modelos y estilos, por lo que cada persona debe escoger el zapato que mejor se adapte a sus pies y comprobar si son correctos siempre en el establecimiento. Con los años la talla del pie puede variar, por lo que es recomendable comprobar esta medida cada cierto tiempo.

Normalmente, un pie es mayor que otro, de ahí que lo ideal es tomar como referencia el más grande, siendo el final del día el mejor momento para comprar unos zapatos, pues es cuando nuestros pies se encuentran más dilatados. A la hora de probarnos el calzado, debe hacerse estando de pie y siempre los dos zapatos; que haya un espacio de hasta dos centímetros entre el dedo más largo del pie hasta el final del zapato, que no apriete y sea confortable; caminar por el establecimiento hasta verificar que son cómodos sin ninguna duda y si el usuario tiene alguna prescripción ortopédica, llevarla consigo.

Niños y calzado

Desde el servicio de Traumatología del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria, en Tenerife, destacan la importancia que debe darse a la hora de calzar a los niños.

En el bebé solo se aconseja cubrir los pies con unos calcetines para preservarlo del frío pero no calzarlo antes de que comience a andar; en la etapa de aprendizaje de la marcha ya es necesario utilizar calzados de guante, aquellos que son de piel, muy suaves, sin tacón y sin suela dura, cuyo material sea el mismo que en el empeine.

Cuando los niños comiencen a caminar con el fin de desplazarse de un lugar a otro, el calzado ya deberá contar con características similares al calzado de personas adultas, con contrafuerte rígido, flexible y cuya parte anterior del pie pueda doblarse con los dedos de la mano.

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario