Sin categorizar

CC Candelaria denuncia que el proyecto del Centro Tecnológico del municipio se ha convertido en “el hazmerreír de la gestión pública”

Elblogoferoz.- Coalición Canaria en Candelaria denuncia la falta de responsabilidad del grupo de gobierno municipal socialista a la hora de gestionar lo público. “Tanto es así, que un ejemplo más que evidente lo tenemos en lo acontecido con el proyecto del Centro Tecnológico de Candelaria que se ha convertido en un hazmerreír de la Administración Pública y en un ejemplo de gestión nefasta”, asegura la portavoz de CC en Candelaria, Nazaret Díaz, quien recuerda que el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio del Gobierno de España ha desestimado la segunda petición de la prórroga por parte del Ayuntamiento que pidió una subvención para un proyecto que ni siquiera tenía redactado.

La también candidata de CC a la alcaldía de Candelaria en 2015, explica que el Grupo de Gobierno ha tenido cuatro años para la construcción del edificio y debió realizar todas las actuaciones técnicas y jurídicas necesarias para asegurar el normal desenvolvimiento del proyecto y su terminación en plazo pero no lo hizo.

El BOE del 11 de julio de 2006 publicó las bases reguladoras de las ayudas para la realización de actuaciones para el desarrollo de la Sociedad de Información en el marco del Plan Avanza del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio. El Ayuntamiento de Candelaria presentó dos proyectos, el del Centro Tecnológico de Candelaria y el E-Crea 2.0 pero sólo fue aprobado el primero. El objetivo era la creación de un centro experimental en la Rambla de los Menceyes, en una parcela de 800 metros cuadrados, para la dinamización del tejido empresarial y potenciar el sector I+D.

Una vez concedida la subvención, en lugar de ponerse a trabajar en la redacción y ejecución del proyecto subvencionado, denuncia Nazaret Díaz, “tanto la concejala de Nuevas Tecnologías, María Concepción Brito como el alcalde José Gumersindo y el concejal de Urbanismo, Domingo Ramos, se pasaron tres años paseándose por la geografía española visitando otros centros y acumulando facturas para comidas, viajes, dietas, alojamientos y billetes de avión por más de 18.000 euros que se cargaron a la subvención como gastos de promoción y difusión”.

El tiempo fue avanzando pero no había proyecto por lo que se solicitaron hasta dos prórrogas. El Ministerio concedió una primera prórroga por un año pero la segunda prórroga que se solicitó en el año 2010 fue desestimada. En el informe de desestimación de las alegaciones presentadas por el Ayuntamiento, el propio Ministerio hace constar su asombro porque “los trabajos de construcción del centro, parte principal del proyecto, no han comenzado todavía”. Asimismo, el  Subsecretario expone en la contestación a las alegaciones que “los argumentos aducidos por el Ayuntamiento no pueden ser de recibo”.

Llama la atención, además, destaca la portavoz nacionalista, que si bien la subvención se solicitó para ejecutar el proyecto en la Rambla de Los Menceyes en una parcela municipal, en 2010 se cambia de ubicación al Polígono Industrial de Güímar, teniendo que comprar una parcela a la Asociación Mixta de Compensación del Polígono Industrial por 400.000 euros. “Hasta la fecha nadie nos ha explicado los motivos de este cambio de ubicación y, todo esto, unido a las grandes irresponsabilidades en la licitación de la ejecución de la obra, que se adjudicó en base a unos criterios materialmente imposibles de ejecutar, hacen de este expediente una auténtica chapuza y un ejemplo de lo que no deber ser jamás una gestión pública”, subraya Díaz.

La redacción del proyecto no se encarga hasta 2010, con un coste de 76.000 euros. Para la portavoz municipal de CC esto quiere decir que “desde el año 2007 el gobierno socialista sabía que tenía que ejecutar una obra de más de dos millones de euros  y ni siquiera tenían redactado el proyecto del edificio.”

Una vez que se redactó el proyecto, se realizó la licitación de la ejecución de la obra que se le adjudicó a Cobra Instalaciones y Servicios S.A. por 2.196.690,14 euros, ya que presentaba la mejor oferta frente al resto de empresas que se presentaron a la licitación, pues según expuso la empresa, la obra la ejecutaría en dos meses y medio,” plazo que, a nuestro entender, manifiesta la candidata de CC a la alcaldía de Candelaria, resulta materialmente imposible”. Por otro lado, añade, “presentaron 235.695,13 euros en mejoras para la obra que no se realizaron jamás, ya que durante la ejecución del proyecto se modificó para adaptar el proyecto inicial a la realidad física de la obra en cuestiones de cimentación, retranqueo, modificación de tabiques, etcétera. Pero lo que más llama la atención es la colocación de pantallas LED en la fachada, elemento que no estaba en el proyecto inicial”.

Estas modificaciones supusieron un aumento del presupuesto en 217.003,19 euros que debía pagar el Ayuntamiento pero, sin embargo, a juicio de CC en Candelaria “vuelve a resultar curioso porque las mejoras que la empresa ofreció en la licitación no se realizaron porque se compensó con las modificaciones detalladas, tal y como consta en el acta de conformidad de abril de 2014”.

Nazaret Díaz apunta que “esto quiere decir que se adjudicó un contrato a una empresa dejando fuera al resto, a pesar de incumplir todos los criterios por los que se le puntuó, incumpliendo el plazo de ejecución y sin realizar las mejoras”.

La obra se debía terminar el 30 de junio de 2011 y, como era previsible, se terminó y recepcionó por el Ayuntamiento en julio de 2014, tres años más tarde. Todo esto motivó en 2013 una resolución del Ministerio contra el Ayuntamiento, iniciando un expediente de reintegro total de la subvención, más los intereses de demora tanto de la subvención como del préstamo, lo que asciende a 368.608,21 euros y 2.604.767,31 euros, respectivamente.

Lo cierto es que, a día de hoy, subraya la portavoz nacionalista en Candelaria, además de tanta irresponsabilidad que ha habido en la gestión, el Centro Tecnológico de Candelaria continúa cerrado a cal y canto, sin ningún proyecto o uso por parte del Ayuntamiento.

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario