Canarias Partidos POLÍTICA SOCIEDAD

Salen a la luz las fotos de Monago junto a la amiga que visitaba en Tenerife con cargo al Senado

Elblogoferoz/AGENCIAS/Foto: Facebook.- El presidente del Gobierno de Extremadura, José Antonio Monago, se encuentra en una encrucijada tras salir a la luz que realizó 32 viajes de carácter privado a Canarias durante la pasada legislatura con cargo al presupuesto del Senado. Una acusación que el propio político ha rebatido hoy afirmando que «cuando he hecho un viaje privado lo he pagado yo, y lo puedo acreditar documentalmente», y ha insistido en que en su tarea como senador realizaba viajes por toda España.

Lo cierto es que ya han comenzado a circular por las redes sociales fotografías en las que aparece Monago disfrazado y en compañía de una mujer durante la celebración de los Carnavales de Tenerife, lo que supuestamente no va relacionado con ningún viaje oficial sino que más bien eran de carácter personal. Una joven que, además, ha asegurado que el presidente se veía con ella en sus escapadas a la Isla y con la que previsiblemente  mantenía en esa época una amistad y por la que el líder del PP extremeño realizó esos viajes a Tenerife dos veces al mes, entre los años 2009 y 2010.

Según cuentan la  Cadena SER y el diario Público, ambos con testimonios de la propia interesada, Olga M. H. era el motivo de los frecuentes viajes de Monago a Tenerife. En total fueron 35 viajes a un coste de mercado de unos 1.000 euros por cada vuelo. Aunque con las contrataciones que lleva a cabo el Senado de manera global, el precio pudiera reducirse casi a la mitad.

Olga M. H., venezolana, lleva varios años afincada en Tenerife y es militante del PP. Hace cuatro años, apoyada por el presidente del PP local, comenzó una incipiente carrera política y ha desempeñado un cargo político de libre designación en el Tagoror (junta de distrito), en el que actúa como enlace entre vecinos y cargos públicos.

En declaraciones a ambos medios, Olga M. H. asegura que tuvo una relación con Monago durante ese periodo, aunque reconoce que no tiene la menor idea de si los vuelos eran pagados por el entonces senador extremeño o por la Cámara Alta.

Explicaciones de Monago

   Tras este revuelo, el presidente extremeño ha querido salir al paso de las informaciones publicadas y ha ofrecido este viernes una rueda de prensa en la que ha lamentado el «espectáculo» que se ha dado «por parte de algunos ha sido bochornoso».

«A mi ya me avisaron de que esto iba a pasar, ya tenía conocimiento hace algún tiempo», por lo que «lo estaba esperando», ha aseverado José Antonio Monago, quien ha considerado que esto «ha ocurrido por querer cambiar las cosas», y ha advertido: «no me pueden parar, ni me van a callar, y a cada golpe que me den voy a ser más fuerte, y voy a ser más contundente en la respuesta».

En ese sentido, ha anunciado que pondrá «en manos de la justicia» próximamente «todos los comentarios, todas estas calumnias», sobre las que va «a nombrar representación letrada para que defiendan mi honor y el de mi familia».

Así, ha anunciado que va a «emplear todos los instrumentos» del derecho «para llegar hasta el final» y que las personas que le «han difamado» a él mismo o a su familia «respondan por ello ante la justicia».

Respecto a las informaciones que aluden a su vida privada, ha señalado que no va «a entrar porque nunca he entrado, y nunca voy a entrar», ya que aunque sea político tiene «derecho al honor y a la intimidad», ha resaltado.

«No tengo nada que temer porque ya se ha hecho daño a lo que más quiero», ha aseverado Monago, quien ha asegurado que tras estas informaciones, no se le «ha pasado por la cabeza» dimitir, ya que a su juicio «eso sería una dejación de responsabilidades que tengo asumida con el pueblo extremeño, y quien pone y quita presidentes en Extremadura es el pueblo extremeño, no los rompepiernas».

Así, ha señalado que si hubiera dimitido «hubieran ganado los malos, no hubieran ganado los buenos», y ha insistido en que son los extremeños «los que tienen la responsabilidad».

A preguntas sobre si prevé presentarse a las próximas elecciones, Monago ha avanzado que su «pretensión es cumplir esta legislatura», y a partir de ahí estará «a disposición del partido, y evidentemente el partido decidirá», aunque ha reconocido que tiene «fuerza para seguir» una legislatura más.

Desconoce el número de viajes a las Islas

En su intervención, Monago ha explicado que como senador ha tenido «responsabilidad en todo el territorio nacional, uno es senador de España, igual que es diputado nacional por España», y ha señalado que la modalidad de viajes en business «es el que establecen las Cortes, no el que elige el senador ni el diputado», sino que se establece «en base a un convenio que tienen firmado las Cortes con las compañías aéreas».

Por tanto, «el régimen de cómo se hacen los viajes no corresponde al senador», ha aclarado el presidente extremeño, quien ha confirmado que «ha habido viajes a Canarias, ha habido viajes a Madrid, a Bruselas, a Cataluña, al País Vasco, ha habido viajes a muchos sitios».

monago1

«¿Les puede parecer mucho? probablemente sí, a mi también», ha aseverado Monago, quien ha insistido en que era su «compromiso de ejercer mis responsabilidades, allá donde siempre he tenido la oportunidad de ejercerlas, y así me lo encomendaron los vecinos», y ha resaltado que ha «ido siempre a trabajar honestamente».

A preguntas sobre los viajes a Canarias, Monago ha asegurado desconocer el número exacto de veces que viajó a las islas: «No sé si son 32, son 30 o son 27, como no sé los que he hecho a Andalucía, ni sé todos los que he hecho por Extremadura, que han sido muchos», y ha señalado que su «vida ha transcurrido viajando desde el año 2008».

«Tengo que decirles que cuando he hecho un viaje privado lo he pagado yo, y lo puedo acreditar siempre documentalmente», ha reiterado.

Monago ha explicado que en el Grupo Parlamentario Popular se estableció que hiciera «un seguimiento» no sólo de Extremadura, sino «de otras dos comunidades autónomas», y «he ido siempre donde se me ha mandado, siempre con la tarea de trabajar en calidad de senador».

«En relación a mi vida privada yo no voy a entrar, porque nunca he entrado, nunca he hablado de ella, y no voy a permitir que nadie entre», ha aseverado el presidente extremeño a preguntas de los periodistas, respecto de lo que ha señalado que «no hay derecho a esa intromisión».

En ese sentido, y a preguntas sobre las declaraciones de una mujer en las que aseguraba que se veía con ella en Canarias, Monago ha reiterado que no va «a hablar de nada que se pueda publicar en relación a este tema» porque no lo «ha hecho antes», y no lo va «a hacer ahora».

«Creo que la vida privada es la vida privada de las personas y todo lo demás son comentarios que tienen un carácter de intromisión ilegítima, y que no se tienen que permitir», ha reiterado.

Ha considerado «mucha casualidad» que «cuando se pone el foco en determinados temas, en determinadas propuestas, al final a uno le intenten partir las piernas con temas de la esfera privada», en la que ha insistido que no va «a entrar», ha dicho.

Unas informaciones que «demuestran la vileza de lo que rodea a la política», ha señalado Monago, quien ha añadido: «Yo le puedo garantizar una cosa, yo no tengo cuentas ni en Lichtenstein, ni en Andorra, ni las tengo en Suiza, ni la tengo en Portugal, ni tengo tarjeta con cargo al Gobierno extremeño», ha aseverado Monago.

«En política no todo vale»

Tras estas informaciones, José Antonio Monago ha reiterado que «en política no todo vale, se está yendo muy lejos en interpretaciones y en acusaciones» que, según ha advertido, no va «a permitir que se hagan a través de ningún medio ni de ningún soporte».

«Me dijeron ten mucho cuidado, porque estás removiendo algunas cosas y te van a atacar. Yo ya lo sabía, y ha ocurrido por querer cambias las cosas», ha destacado el presidente extremeño, quien ha añadido que «hay personas en esta región, con nombre y apellidos, que se les tendría que caer la cara de vergüenza», y «se han pasado cuatro pueblos».

Así, ha advertido de que no va «a aceptar ningún chantaje» y que va «a limpiar Extremadura de corrupción, caiga quien caiga, y le pese a quien le pese», ha dicho. «Tiempo al tiempo, que el tiempo pondrá a cada uno en su sitio, y algún día este ataque lo va a entender todo el pueblo extremeño».

«No me van a callar, voy a hacer lo que tengo que hacer, a lo que he venido», ha espetado Monago, quien ha recordado su propuesta de poner en marcha una Ley Antisoborno a nivel nacional, y ha anunciado que llevarán a la Fiscalía «todas las investigaciones que tenemos abiertas en este momento en Extremadura, caiga quien caiga, rojos, azules o verdes».

Y es que, según ha dicho, «aquí hay personas en Extremadura que tienen mucho miedo de que el PP gane las próximas elecciones», y de que «este presidente, que es el más valorado por los extremeños, continúe cuatro años más, porque han tenido sus privilegios, sus negocios y sus trueques con la Junta de Extremadura», ha concluido.

Piden su dimisión 

Aunque Monago ha explicado esta polémica, el senador Narvay Quintero (AHI) ha pedido la dimisión del presidente de Extremadura si finalmente se confirma que realizó 32 viajes de carácter privado a Canarias. En declaraciones a Europa Press, el senador herreño ha dicho que es «evidente» que los senadores tienen que viajar, pero considera «un poco raro y sospechoso» que un senador como Monago haya tenido que ir 32 veces a Canarias.

En cuanto al presunto carácter privado de esos viajes, dijo que prefiere no meterse en «temas personales», pero sí cree que el presidente extremeño tiene que explicarlo y, sin en verdad son viajes pagados por el Senado, «devolver el dinero y dimitir de todos sus cargos».

Narvay Quintero aclaró que los viajes de los senadores están reglados por la Cámara Alta, así como la agenda de la semana, que está «convocada oficialmente». Y en su caso, apuntó que sus billetes los saca directamente con la propia agencia que trabaja con el Senado.

Asimismo, señaló que es «muy fácil» averiguar si es verdad que Monago pagó sus viajes, pues la Cámara puede facilitar una relación de los desplazamientos que hizo a Canarias y cuántos abonó de su bolsillo.

En cualquier caso, insistió en que 32 viajes a las islas resulta «extraño», y más cuando el secretario general del PP canario, Asier Antona, ha dicho que «no sabe nada» sobre este asunto, lo que todavía es «más injustificable». «Por tanto, si no justifica que fueron por motivos de trabajo, debería devolver el dinero y dimitir», reiteró.

Reacciones

Por su parte, el senador socialista por Gran Canaria Arcadio Díaz Tejera ha señalado este viernes que si los viajes que el presidente de Extremadura, José Antonio Monago, realizó a Canarias cuando era senador eran de carácter privado deberá «devolver el dinero» si los hizo con presupuesto público.

De todos modos, Díaz Tejera matizó, en declaraciones a Europa Press, que habrá que esperar para ver qué indica el «informe», donde se tendrá que aclarar si eran viajes privados o por trabajo.

De igual manera, la portavoz del PSOE en el Senado, María Chivite, ha afirmado que el presidente de la Junta de Extremadura, José Antonio Monago, debe dimitir tras conocerse que realizó una treintena de viajes a Canarias en su última etapa como senador, entre 2009 y 2010, y porque, según ha dicho, «utilizar dinero público para escarceos amoroso» es «una sinvergonzonada».

«Es una falta de ética total», ha dicho Chivite en declaraciones a los medios de comunicación tras asistir al Foro Ser Navarra, en Pamplona.

Chivite ha reclamado la dimisión de Monago, pero ha pedido también que el Senado tenga conocimiento del contenido de los viajes que paga a sus señorías. «Tiene que hacer una labor de saber a qué se dedican los viajes que hace la gente», ha reclamado.

Igualmente, el coordinador general de IU en Extremadura, Pedro Escobar, ha exigido al presidente de su comunidad, José Antonio Monago, que devuelva el dinero de los viajes que realizó a Canarias siendo senador y cargó al Senado porque «parece bastante evidente» que fueron viajes privados, aunque no ha llegado a pedir su dimisión porque dependerá del código ético de su partido.

Sin embargo, ha recordado que su compañero de filas Willy Meyer dimitió como eurodiputado por «algo mucho menos importante», porque «ni siquiera se había aprovechado del cargo», en declaraciones a la Cadena Ser.

 

2 Comentarios

Clic aquí para publicar un comentario