FIRMAS

Kelly Slater surfea nuevas olas. Por Armando Pinedo

El surfero más famoso del mundo abandona Quiksilver para incorporarse a un nuevo proyecto con el Grupo Kering.

 

Ha sido el rostro de la marca de ropa de más reconocida del mundo deportivo acuático durante más de dos décadas, pero hoy Kelly Slater abandona Quiksilver atraído por un nuevo proyecto en Kering, el grupo empresarial propietario de marcas como Gucci, Balenciaga o Stella McCartney, entre otras. El que fuera mundialmente famoso por ser el novio de la supermodelo Gisele Bündchen y héroe entre la miembros comunidad surfera internacional por una carrera repleta de premios y grandes hitos sobre las olas de medio mundo, reconoce en una escueta nota que esta nueva etapa profesional responde a “el sueño que he tenido durante años de desarrollar una marca que me ayudara a combinar mi amor por una vida limpia, responsable y con estilo. Estoy muy emocionado de anunciar que para este proyecto he elegido al Grupo Kering como compañero de viaje con el que comparto todos estos valores” .

Fuente: D.R.Foto: D.R.

El deportista también ha agradecido en dicha nota el apoyo que ha recibido durante los 23 años de su carrera por parte de Quiksilver, empresa que lleva algunos años sufriendo importantes pérdidas debidas a algunas adquisiciones que no han sido rentables, y que ahora deberá enfrentarse a la pérdida de su embajador más reconocido para afrontar un nuevo curso financiero y empresarial.

Slater es, además, conocido por su compromiso social, por su manifiesta preocupación por la conservación del fondo marino y la sostenibilidad, lo que le ha llevado a involucrarse en varias actividades de recaudación de fondos para varias organizaciones y a realizar importantes donaciones personales a proyectos como Reef Check.  Su colaboración con Kering aún se desconoce, pero todo apunta al lanzamiento de una colección con su nombre y a proyectos de responsabilidad social para este grupo, lo que acentuará la popularidad del surfero en todo el mundo.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario