FIRMAS

Encuesta de satisfacción-Becarios 2012 (I). Por Gorka Zumeta

“Siguen utilizando el dedo para seleccionar y las pruebas solo son una tapadera”

Siempre he creído que las becas de periodistas, con su correspondiente fórmula de contrato laboral, que sirve para acoger cada verano en todos los medios de comunicación a cientos de estudiantes de nuestro oficio son eso, becas; y deben incluir, forzosa e ineludiblemente, una parte de formación, seguimiento e incluso tutoría. La realidad, bastante tozuda, se muestra contraria a esta apreciación mía, amparada, por otra parte, en el sentido común, el menos común de los sentidos. Así ocurría en la cadena SER cuando mi amigo y compañero Juan Carlos Rodríguez se ocupaba de organizar concienzudamente la estancia de los jóvenes periodistas en las instalaciones de la radio.

Los becarios llevan la ilusión a flor de piel

Precisamente, para tomarle el pulso a las prácticas de verano, se me ocurrió distribuir una serie de encuestas entre algunos de mis alumnos de radio en el CES, con el fin de recabar su opinión e impresiones sobre cómo había discurrido su período de prácticas en los medios que les habían seleccionado. Por supuesto, la encuesta, vaya por delante, carece de valor científico, pues la muestra es reducida, y el universo se circunscribe a medios de radio, como puede verse en la ficha de la encuesta, al final de este post. Pero lo que se cuenta no deja de tener interés para quienes hacen las prácticas, para quienes las organizan y para el resto del personal, a nivel informativo. Y a partir de aquí, recojo los datos que me han hecho llegar, convenientemente tabulada:

Las pruebas de selección

La puerta de entrada al mundo de las prácticas. El 90% de los encuestados reconoce que están bien planteadas. “La prueba teórica en la SER fue muy complicada -cuántos países hay en el mundo, ordena los tribunales españoles en orden a su rango…- aunque luego fueron benévolos a la hora de corregir y puntuar”, dice Carol. La sorpresa de alguno de los aspirantes fue mayúscula al comprobar la cantidad de jóvenes que se presentaron a la prueba teórica, eliminatoria, que se realizó en la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense de Madrid. Esto es lo que le pasó a Laura: “En los pasillos oía a la gente decir: ‘es la tercera vez que me presento’. Yo no daba crédito, ¡ni que fuesen unas oposiciones!”. En KissFM el proceso de selección no resultaba equitativo, ni ponderado, porque cada día de pruebas de selección se elegía a los mejores, sin esperar a la visión en conjunto de todos los candidatos. “Si el último día hubiesen aparecido 6 cracks, no hubiesen podido seleccionarlos, porque cada día de pruebas se quedaban con alguien sin haber examinado aún a todos”, dice Francisco.

Las pruebas de selección de la SER, multitudinarias

Por lo que respecta al 10% restante, señalo alguno de sus argumentos para valorarlo negativamente. Según Fátima, todo el proceso le sonó a verdad, pero luego confirmó que se trataba de una farsa: “pensaba que servían para algo, pero al entrar en la empresa me di cuenta de que seguían utilizando el dedo para seleccionar y las pruebas son una tapadera”.

¿En qué consistieron las pruebas? El procedimiento se basaba en una prueba teórica o test de actualidad, que, una vez superada, conducía a una prueba de locución acompañada de una entrevista. “Teníamos que responder –cuenta Carlos- al siguiente supuesto: llega una noticia importante de última hora a la redacción y no hay nadie, ¿qué pasos seguirías?”. A Carlos, que superó en la SER la prueba de actualidad, le tocó luego redactar una noticia para radio en cinco minutos “Me tocó la famosa cacería del Rey en Botswana, no se me olvidará” y luego locutarla.

El recibimiento

Es fácil imaginarse las caras con que llegan los becarios a la redacción el primer día. Están más perdidos que un pulpo en un garaje, pero cargados tanto de energía como de ansiedad por conocer detalles de cuál va a ser su trabajo en los dos meses de verano. ¿Cómo se produjo el recibimiento? Jorge cuenta lo que le ocurrió en Onda Cero: “Primero nos hicieron una presentación conjunta a todos los becarios en el salón de actos de Antena 3, en la que participaron el director de informativos y el de programas, entre otros cargos. Después, subimos a la redacción y la subdirectora de informativos nos separó por secciones y nos presentó a nuestros jefes directos. Él se encargó más tarde de ubicarnos físicamente y presentarnos a nuestros compañeros de trabajo”.  En la mayoría de los casos el director de informativos fue el que les recibió, con algunas excepciones, como confirma Laura: “Primero me recibió la persona encargada de Recursos Humanos, quién me tomo nota de todos los datos y después acompañada por ella me llevo al departamento del programa al que había sido destinada, donde me presentaros a todo el equipo”. En la SER no apareció el director de informativos, aunque sí su segundo.

Las becas de prácticas hacen olvidar los apuntes y te enfrentan a la vida

En destino

Una vez que a los becarios se les había adscrito a programas o informativos, ya en destino, me preocupaba saber un detalle, acerca de si les indicaron claramente cuáles eran sus funciones y cuáles sus responsabilidades. Fátima es la que abre este capítulo con su respuesta en la encuesta: “mi cometido era ser una más, una redactora más de la sección, por lo que desde el principio supe lo que querían de mí y cómo debía trabajar”. Primera pregunta por tanto para la reflexión: ¿un becario es “un redactor más”? Carol añade más matices: “no fueron muy concretos ese día, pero sí nos anticiparon qué es lo que nos iban a pedir”. Por fin Laura cierra este capítulo con su reflexión: “No fueron muy concretos en mi caso. El primer día, después de conocer a todos, el responsable de contenidos del programa -mi jefe directo-  me reunió en una sala junto con otro becario y me comentó que íbamos a estar en el tramo de magazine no en el dedicado a la información. Me preguntó un poco por mi experiencia en medios y me adelantó todas las secciones que contenía el programa; tele, nuevas tecnologías, cine, viajes y ocio…. Me preguntó a cuál era más aficionada y de cuál entendía más para que me encargase de ella. Al final me asignaron ocio”.

Ficha Técnica 

La encuesta -sin valor científico- se ha realizado por escrito, vía mail, sobre una muestra de quince alumnos que han realizado sus prácticas en KISS FM, Onda Cero Radio y la cadena SER este pasado verano. Los nombres, para garantizar la confidencialidad, no se corresponden con los reales, pero sí sus reflexiones.

 

Continúa…

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario