Parlamento POLÍTICA

PARLAMENTO. Nueva Canarias pide “repensar” el Diputado del Común, donde cada queja cuesta “2.300 euros”

ACN Press.- El Diputado del Común, Manuel Alcaide, se ha despedido este martes del Parlamento de Canarias en la que ha sido (si finalmente cristaliza el acuerdo para su renovación) su última intervención. En el debate sobre su informe, el diputado de Nueva Canarias (NC) Román Rodríguez pidió revisar la institución del defensor del pueblo canario, dejando claro que no era una crítica al titular.

Si bien Rodríguez constató “poquísimas quejas” para los dos millones de ciudadanos de Canarias, lejos de interpretar que es síntoma de que la administración funciona bien, el presidente de NC reflexionó sobre la institución del Diputado del Común y el desconocimiento de la ciudadanía, al margen del trabajo desempeñado por su titular.

Rodríguez resalta que la “escasa respuesta y diligencia de las administraciones públicas cuando esta institución les pide información” hace necesario “revisar y repensar la institución”. El también presidente de NC considera que “no está sirviendo para lo que se concibió originariamente”.

 

Manuel Alcaide se despide como Diputado del Común recordando la importancia del derecho al trabajo

 

En esa línea, propone “reflexionar sobre el papel de la institución, de los medios de los que dispone, de la capacidad de disuasión y de la atracción a la ciudadanía a la hora de resolver sus problemas”. Según calculó sobre el estrado, “el presupuesto inicial está en torno a los 3 millones de euros, lo que hace un gasto de 2.300 euros por queja”.

Román Rodríguez considera que “o conseguimos que esta institución sea atractiva a los ciudadanos que consideran sus derechos vulnerados” o toca “echarle una pensada (al futuro del Diputado del Común) cuando corresponda”.

Alcaide (que ha ocupado el cargo de defensor del pueblo canario los últimos 10 años) recordó en su intervención la importancia del derecho al trabajo. “Me siento obligado a recordar que el derecho al trabajo es un derecho constitucional, cuya protección y garantía depende del concurso de todos”, dijo Alcaide al iniciar su intervención. El Diputado del Común pidió a los diputados que “no cejen en su empeño y que continúen su labor” para lograr que las cifras de paro disminuyan.

En 2010, el Diputado del Común registró un total de 178 quejas, lo que hace más de 2.500 reclamaciones contando las que se acumulaban desde atrás. Además, su oficina realizó más de 9.000 gestiones y atendió 12.000 consultas.

Entre éstas, destacó que se ha encontrado con “frecuentes problemas en la admisión de alumnos en los centros educativos”. En su informe referente a 2010, el Diputado del Común destaca varios casos de alumnos que no obtienen plaza en sus centros de elección preferente frente a la “admisión irregular de alumnos que no reúnen los requisitos”, denuncian los reclamantes. Además, una asociación de padres también pidió que se creara un nuevo grupo en un colegio, ya que se había excluido la mitad de solicitudes de admisión a un centro.

En materia de salud, Alcaide destacó que “los canarios demandan mejoras en la prestación pública sanitaria”. El Diputado del Común ha detectado un “aumento de reclamaciones para solicitar la reclamación patrimonial”. “La administración pública sanitaria canaria debe centrar sus recursos en un plan para garantizar la calidad de los servicios sanitarios y la prontitud a la hora de acceder a ellos”, aseguró.

Alcaide se despidió del Parlamento agradeciendo al personal de la institución. “Transcurridos casi 10 años desde mi toma de posesión no puedo sino sentirme satisfecho del trabajo realizado en defensa de los ciudadanos”, explicó. Además, afirmó que espera que su trabajo “haya contribuido a la defensa de los derechos constitucionales de los ciudadanos”.

“Mejor respuesta”. Por su parte, el portavoz del PSC, Manuel Fajardo, consideró que la disminución de los expedientes de quejas “puede deberse a una mejor respuesta de las administraciones públicas canarias o a que el deterioro de las administraciones lleve a que los ciudadanos no confíen en ella”. Los socialistas prefieren pensar en la primera; aunque lamentan que, en un escenario con menos expedientes, “las administraciones sigan tardando en responder al Diputado del Común”.

Además, reiteró sus críticas a que el defensor del pueblo canario haya tenido que reiterar el deber legal que tiene de colaborar a varias consejerías y a las 84 de las 88 corporaciones locales. Fajardo aseguró que “todas las fuerzas políticas tienen la obligación de llegar a acuerdos” para potenciar esta institución.

La diputada de CC Flora Marrero celebró el compromiso de Alcaide de atribuir a un adjunto que ya esté en la institución las funciones de la Adjuntía de Igualdad que están prevista en la Ley Canaria de Igualdad. Este nuevo cargo se encargaría de “proteger y promover los derechos fundamentales y las libertades individuales de las mujeres”; “poner de manifiesto ante el Diputado del Común las discriminaciones por razón de género provocadas por actos o disposiciones administrativas”; y “realizar investigaciones (…) en materia de derechos de las mujeres, igualdad y violencia de género”.

El diputado del PP Emilio Moreno celebró “la escasez de quejas en los centros de menores y en el número de menores extranjeros no acompañados”. No obstante, resaltó que “las quejas en mayores o viviendas sea superior a las de sanidad y salud pública”. “Esto se debe al esfuerzo de la administración sanitaria”, justificó. Los populares plantean su disposición a “echar un guante a favor de un acuerdo en la renovación de la institución”.

Al final del debate, el presidente del Parlamento, Antonio Castro, aseguró que “es digno reconocer los esfuerzos que ha realizado al frente de la institución”. “Don Manuel, sus 10 años de trabajo no han pasado desapercibidos”, aseguró Castro.

2 Comentarios

Clic aquí para publicar un comentario

  • Yo llevo en mi municipio 3años y no veo ningun interes por parte del ayutamiento no les interesa para nada el ciudadano cuando por medios de intereses para ellos viva mi pueblo la aldea de san nicolas de tolentino.

  • De qejarme al uyuntamiento y la policia y no veo nada qe solucionen solo qe mi familia y yo nos fuera por qe no pueden hacer las obras qe le manda el cabildo y yo digo entonces mis derecho donde esta es mucho tiempo