FIRMAS

OPINIÓN | La guagua del IMV | José Ramón García

Foto: Milos-Muller

Recientemente leí un artículo de Julio Gutiérrez, en el periódico El Día, que daba datos
—escandalosos— sobre el famoso IMV (Ingreso Mínimo Vital) en Canarias. El primer dato que le rompe el alma a un no-desalmado es que hay en Canarias unas 365.055 personas en
situación de “pobreza severa”, lo que nos lleva a ser merecedores de medalla en la lista de
comunidades autónomas más pobres.

Al hilo de esos datos, una persona con medio cerebro, pero bien amueblado, pensaría que Las «afortunadas» islas Canarias también encabezan la lista por número de perceptores del
—engañabobos— Ingreso Mínimo Vital. ¡Pues va a ser que no! Según nos informa Julio
Gutiérrez, el 86% de los potenciales aspirantes han quedado hasta la fecha fuera de los
registros de esta prestación” —tócate los…—.

Además, para que termines de no echar gota, el individuo que está al frente de la no-solución
de este problema, dice que ¼ de los posibles beneficiarios todavía no conocen el IMV. Luego
cabe pensar que si el 100% de los posibles beneficiarios conocieran, y por lo tanto, solicitaran
el IMV, las cifras serían… ni te cuento.

Como no podría ser de otra manera, la solución propuesta está al mismo nivel que el
problema: Una guagua que recorra 40 municipios de España para acercar la información a
todos los rincones. Lo que espero es que comiencen por las islas Canarias y luego vayan a la
península, porque de no ser así…

Ahora bien, los que de verdad saben de esto, los trabajadores sociales, advierten que la brecha digital es un gran obstáculo para los perceptores —una vez más—. O sea, traduzco: la guagua, cuando llegue a algún municipio de Canarias, llevará a los pobres severos, potenciales solicitantes del Ingreso Mínimo Vital, la información de que ese ingreso existe, si tienes derecho a percibirlo e incluso la información de cómo solicitarlo y en qué web y formulario.

Luego, estos potenciales solicitantes, con su no-certificado digital, su no-ordenador, su no-
conocimiento de informática…, podrán solicitar el IMV.

O sea, de nuevo, para entendernos: puede que llegues a enterarte por algún conocido o
familiar de que, un día en fecha indeterminada, un individuo, dentro de una guagua, se
desplazará cerca de tu municipio para informarte de que, los que se preocupan por ti y están a tu servicio, han diseñado una paga que se llama Ingreso Mínimo Vital, que tú, podrás solicitar si cumples con los requisitos para tener derecho a la misma. Si finamente llegas a la conclusión de que tienes derecho a percibirla, que sepas que la solicitud la tienes que presentar personándote en las Molucas.

Y así pasan los días para el Homo, más concretamente, para los españoles, y más específicamente, para los canarios. Nubes, sombras y distracciones varias que no nos dejan ver la purita realidad de la personas que sufren y lo pasan mal a metros, centímetros de nosotros.

Foto: Milos-Muller

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario