Cultura ISLAS Literatura Televisión

CULTURA | “Terramores”, de Víctor Álamo, en Hierro, la exitosa serie de televisión

EBFNoticias | Foto: cedida | 

El pasado 19 de marzo acabaron de emitirse en Movistar los seis nuevos capítulos que conforman la segunda temporada de Hierro, la exitosa serie de televisión que firman los hermanos Jorge y Pepe Coira ambientada en la isla canaria de El Hierro. El guion de la serie protagonizada por la actriz Candela Peña presenta varias sorpresas, entre las que destacan los guiños a Terramores, la conocida novela del escritor canario Víctor Álamo de la Rosa. La amistad entre Pepe Coira, guionista de la serie, y Víctor Álamo de la Rosa, cuya obra novelística se ambienta en El Hierro, ha propiciado esta colaboración, de ahí que sea Terramores la novela que “lee” en pantalla la protagonista, la jueza Candela.

Terramores reeditada para la ocasión por la editorial Baile del Sol, tiene entre sus personajes al herreño Manuel el Huido, el caso real de quien fuera alcalde del municipio grancanario de Firgas cuando se produce el alzamiento militar franquista. Manuel el Huido se esconde en las cuevas de El Hierro durante ocho años para salvarse de los fusilamientos y su vida es recreada en Terramores, novela publicada por primera vez en 2007 en Francia. Desde entonces, no ha parado de editarse en España, llegando a su tercera edición este mes de marzo. En la serie de televisión la novela de Víctor Álamo de la Rosa aparece en dos ocasiones. En el episodio segundo, cuando la jueza cita el caso de Manuel el Huido para explicar las posibilidades que tiene El Hierro para que una persona se esconda y, sobre todo, en el último episodio, cuando un sicario busca a la jueza para matarla y se cuela en su casa y, mientras observa las pertenencias de la jueza, tales como su mesilla de noche, donde tiene una foto con su hijo Nico y su lectura, precisamente esta novela del escritor herreño, la cámara busca la portada de la novela, porque “en este episodio queríamos desvelar algunos rasgos de la intimidad del personaje de Candela Peña, como sus lecturas, en este caso Terramores, la novela de Víctor Álamo de la Rosa que yo había leído hacía unos años”, indica Pepe Coira, guionista de la serie.

Antes del episodio final de Hierro, esa sangrienta peripecia con el mafioso muerto en medio de una típica luchada en el terrero de Frontera, ya se había convertido en la serie más vista de la plataforma televisiva de Movistar. En la nueva temporada, hemos tenido la oportunidad de ver las nuevas andanzas de la jueza Candela y del empresario platanero Díaz en la hermosa geografía herreña, encarnados por esos actores inmensos que son Candela Peña y Darío Grandinetti, pero también hemos descubierto nuevos personajes.

Coira elige dos tramas que corren paralelas para llevar a El Hierro, por un lado, las astutas argucias de las mafias internacionales que se meten con todo, drogas, especulación inmobiliaria y lo que haga falta, sicarios a sueldo incluidos, y, por otro, el drama más íntimo de los violentos divorcios con hijos de por medio y lucha encarnizada por la custodia. El guion es trepidante y demuestra un gran conocimiento de la singular historia de El Hierro. Cine y literatura se dan también la mano en esta segunda temporada que ha llevado a muchos lectores a seguir los pasos de Candela e interesarse por esta novela.

Los emblemáticos paisajes de El Hierro, la isla canaria donde se ambienta esta novela, cobran vida hasta ser un personaje más, tal y como ocurre en la exitosa serie de televisión Hierro. En Terramores se mezclan varias historias de amor que ocurren bajo laberintos de lavas y volcanes. El lector tendrá que asistir al espectáculo del amor romántico y a la ferocidad del juego carnal a través de una galería de personajes que no dejan indiferente: Manuel el Huido y su novia Rosa, el burro Pandero, la bella Baldomera, los hermanos Policarpo y Cesarín, el cura diabólico Nicasio de Jesús o Inocencio, entre otros, completan el mapa emocional y emocionante de esta novela que conquistó al público francés por su mezcla de poesía y violencia. “Un gran narrador capaz de combinar lirismo y ferocidad”, según la revista francesa Lire; o “La aparición de una novela que consideré excelente”, según Juan Ángel Juristo en ABC.

Víctor Álamo de la Rosa

Es uno de los escritores canarios con mayor trayectoria nacional e internacional, nació en Santa Cruz de Tenerife en 1969, aunque pasó su infancia en la isla de El Hierro, de donde procede su familia paterna. Ha publicado diez novelas, cinco poemarios, dos libros de relatos y dos libros de artículos y entrevistas. Su obra literaria, traducida a varias lenguas, ha recibido numerosas distinciones, como el Premio de Literatura Mercedes Pinto (2004), el Premio de Creación Literaria Alfonso García Ramos (2007), el premio de novela Benito Pérez Armas de 2013, el premio de Relato Corto Isaac de Vega y el premio de periodismo Leoncio Rodríguez en 2008. Ha publicado en Francia, Portugal, Brasil, Croacia, Venezuela, Alemania, entre otros países.

Sus novelas son El humilladero (1994), El año de la seca (1997), con prólogo de José Saramago, Campiro que (2001), finalista en 2005 del Prix Fémina a la mejor novela extranjera editada en Francia; Terramores (2007), La cueva de los leprosos (2010), Isla nada (2013), Todas las personas que mueren de amor, Omar el niño cangrejo (2017), El pacto de las viudas (2019) y La ternura del caníbal (2020). En 2020, la editorial Mercurio publicó, gracias al trabajo de edición de los filólogos Victoriano Santana Sanjurjo y María Nieves Pérez Cejas, el volumen Da que pensar, textos y pretextos para una antología (1987-2020), importante volumen que compendia artículos y ensayos escritos a lo largo de más de treinta años y publicados de forma dispersa en periódicos y revistas como El País, National Geographic y la prensa local, entre otros. Su último poemario hasta la fecha es La tos de Pablo y otros poemas para inventar el mundo, editado por Baile del Sol en 2016.

 

 

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario