FIRMAS Francisco Pomares

OPINIÓN | La parte contratante… | Francisco Pomares

Le pido un poco de paciencia, estimado lector: esto que le quiero contar tiene una lógica un poco confusa, semejante a la del diálogo marxista sobre “la parte contratante de la primera parte”. Por eso, tiene usted que estar atento, para entender lo que ocurre, y si al final lo entiende, le será más sencillo entender por qué ocurre…

A ver: resulta que el presidente Torres (ya saben que es de letras) acordó con el Ministerio de Transportes que los 407 millones de euros en inversiones en carreteras que Madrid nos debe se salden añadiendo dos nuevas anualidades al convenio actual. Canarias y Madrid han anunciado el cierre de un acuerdo para incorporar una adenda al convenio de carreteras que amplía su actual vigencia desde principios de 2026 a finales de 2027 e incorpora esos 407 millones de euros como dinero a recibir por Canarias. El criterio del Gobierno regional es que el Gobierno Sánchez paga así lo le que queda por pagar de la sentencia por el convenio. Sánchez acepta por fin poner la pasta de las Carreteras que Canarias reclamó en los tribunales, donde –lo sabe hasta el Tato– Madrid perdió frente al Gobierno regional, que reclamaba casi mil millones. Por hacer cuentas: estos 407 kilos de ahora (lo de ahora, dicho eufemísticamente, porque está previsto pagarlos en 2026 y 2027) han de sumarse a los 500 que ya se habían certificado y pasaron a convertirse en superávit, y de los que Román Rodríguez incorporó a los presupuestos 2021 solo cien millones, dejando los otros cuatrocientos de reserva no se sabe muy bien por qué.

Lo que sí sabemos es que el Gobierno de Canarias está muy feliz por haber logrado que Madrid se comprometa por fin a devolvernos lo que los tribunales le ordenaron devolver. Pero en Coalición Canaria han puesto el grito en el cielo: resulta que consideran que el Ministerio nos ha montado un número trilero de lo más vacilón, cambiando los millones de sitio y haciendo que al final desaparezcan. El exconsejero de las carreteras, Pablo Rodríguez, que nunca suele decir nada, ha dicho que lo que Madrid pretende es un vulgar timo. ¿Lo es realmente?

Salgamos de dudas: centrémonos en el anuncio de los 407 millones que el Ministerio va a devolvernos en cumplimiento de la sentencia, por la vía de ampliar el plazo temporal del convenio actual otros dos años. La verdad es que parece una forma de desatascar el pago comprometido por los tribunales y de obligado cumplimiento, pero… si se amplía temporalmente el convenio para meter esos doscientos millones al año que ya nos deben, es seguro que en esos dos años no tendremos otro nuevo convenio de carreteras, el que tendría que aprobarse al acabar el actual, con más dotación económica.

O sea: solo nos llegará el dinero que tienen que devolvernos por decisión judicial, pero en esos dos años no habrá ni nuevo convenio, ni más cuartos para carreteras ni nada de nada. Dicho de otra forma: ganamos lo que teóricamente ya teníamos, pero perdemos dos anualidades de un convenio nuevo que se retrasa. Nos dan el dinero que nos deben desde hace años, pero dejan de darnos dinero nuevo para carreteras durante 2026 y 2027.

No sé a ustedes, pero a mí personalmente no me parece en absoluto un buen negocio. Si yo fuera Chano Franquis me estaría preguntando cómo se la dejó colar el presidente Torres. Y por qué acaban de levantarle dos anualidades de dineros para carreteras a cambio de absolutamente nada nuevo.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario