CORONAVIRUS | COVID-19 FUERZAS DE SEGURIDAD ESTADO Salud Sanidad SANTA CRUZ Seguridad y Emergencias SOCIEDAD Sucesos

SANTA CRUZ | La UNIPOL cierra un local reincidente por incumplir horarios y varias medidas anticovid

Los agentes de la Policía Local abrieron 25 actas entre los clientes, además de detectar que el local de alterne no tenía licencia, y que se consumían sustancias estupefacientes 

EBFNoticias | A pesar de la compleja situación que se vive en Tenerife por la alta incidencia de casos de Coronavirus, y las medidas restrictivas que se han aplicado en días pasados, hay locales de ocio en la capital tinerfeña que no han entendido los cambios en los horarios de apertura o no los han querido aplicar.

Este viernes, la UNIPOL ha tenido que intervenir en un local nocturno, un local de alterne, por incumplir no solo las restricciones horarias, sino de aforo y permitir otras actividades que supuestamente podrían ser ilegales en su interior.

Se da la circunstancia, de que en este caso hay una agravante significativa, ya que en dicho establecimiento ya se había actuado anteriormente por incumplimientos similares a los detectados esta última vez.

El operativo policial, que contó con un nutrido número de agentes, se saldó con la apertura de 25 actas entre los clientes que se encontraban a esa hora en su interior, y se procedió al cierre de dicha instalación.

Los agentes de la autoridad pudieron comprobar que el local carecía de la licencia preceptiva y que en el interior del mismo se fumaba, se detectó e intervino la presencia de sustancias estupefacientes, se incumplía la norma que regula el horario de apertura y se realizaron un total de 19 actas de sanción por no utilizar la mascarilla.

Además, el operativo que intervino en este cúmulo de irregularidades, los agentes también se tuvieron que enfrentar a las continuas maniobras con las que se pretendía demorar o impedir su labor inspectora.

Al tratarse de un acaso reincidente, y conforme a la normativa regional que se dictaminó recientemente con la intención de rebajar el número de contagios en las islas, el o los propietarios del local podría enfrentarse a multas cuya cuantía podría alcanzar los 300.000 euros o más, conforme a la gravedad en la que se haya incurrido y los agravantes que se les pueda imputar.

Este nuevo cierre e intervención por incumplimientos fragantes de la normativa sanitaria anticovid, se produce junto en el mismo día en el que las autoridades regionales en materia sanitaria renovaban la situación de semáforo rojo en la isla de Tenerife, al menos hasta el próximo día 4 de diciembre.
Un jugador del Tenerife entre los clientes
Según ha publicado El Día en su edición digital, el futbolista del CD Tenerife Alberto Jiménez estaría implicado en esta redada policial. Según el rotativo, la información de la Policía capitalina en las redes sociales, con sus correspondientes fotografías, fue lo que levantó «la liebre» sobre la presencia del futbolista majorero en el citado local ubicado en el Barrio de Salamanca.
Indica que, pese a llevar mascarilla y tener difuminado su rostro, la complexión física y los tatuajes en su brazo derecho delataron al central de La Oliva.
La noticia ha corrido como la pólvora y ahora será el club el que determine si se sanciona o no al jugador.

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario