CORONAVIRUS | COVID-19 Drogodependencia Salud Sanidad Seguridad y Emergencias SOCIEDAD Sucesos

SUCESOS | El CNP y la Policía Local abrieron más de 200 actas en el fin de semana de Hallowen

EBFNoticias | La Policía Nacional ha intensificado, el fin de semana pasado, durante la celebración de la noche de Hallowen, los controles y establecido dispositivos específicos, con el fin de hacer cumplir en la ciudad de Santa Cruz las medidas higiénico-sanitarias imperantes, así como prevenir la venta y consumo de sustancias estupefacientes en la vía pública.

Las actuaciones realizadas por los policías nacionales han dado como resultado la tramitación de  35 actas de propuesta de sanción por la tenencia o consumo de sustancias estupefacientes en la vía pública, 82 actas por incumplimiento de las medidas higiénico-sanitarias, un detenido por reclamación judicial, un acta por tenencia de arma prohibidas, así como 160 personas y 55 vehículos controlados.

Además de dar solución con la sola presencia de los agentes de policía nacional, a diferentes desórdenes públicos y atención a nueve personas en auxilio humanitario.

Las actuaciones de la Policía Nacional tienen su fundamento en los planes operativos orientados a erradicar la venta de drogas al menudeo y prevenir su consumo en espacios públicos, así como a hacer cumplir el mandato establecido sobre medidas higiénico-sanitarias impuestas.

La Local, abrió 170 actas

La Policía Local de Santa Cruz de Tenerife ha levantado, en la última semana, 170 actas de infracción por diversos motivos, siendo de nuevo la casuística mayoritaria derivada de las personas que no hacen uso de la mascarilla obligatoria. Especialmente durante el fin de semana, que coincidía con la ahora popular celebración de Halloween, el refuerzo policial planteado entre la Policía Local y la Policía Nacional logró evitar una posible proliferación de fiestas no autorizadas que habían sido detectadas a través de las redes sociales.

Esta circunstancia no impidió que los policías capitalinos se vieran obligados a actuar en diversos «botellones» o concentraciones de personas, en este caso en parques como Cuchillitos de Tristán, en Ofra; la plaza Duggi o las canchas deportivas ubicadas junto a la calle Lorenzo Tolosa, en el barrio de La Salud. También, el viernes a última hora de la tarde, fue necesario desalojar a las personas concentradas en el interior del parque Secundino delgado del barrio de Salamanca.

También es destacable que durante el fin de semana la Policía Local, a través del 092, recibió 74 requerimientos por lo que se denominan molestias a la convivencia. De las que 34 fueron por fiestas en domicilios particulares.

La concejala delegada de Seguridad Ciudadana, Vial y Movilidad del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, Evelyn Alonso, destacó «la disminución general de incidentes durante el fin de semana, aunque es verdad que los policías han multiplicado sus esfuerzos y están perfectamente coordinados, aunque aumenten los requerimientos o denuncias ciudadanas».

Para la edil, el trabajo de las Unidades Operativas y de la propia Unidad de Intervención Policial (Unipol) «está logrando mantener a raya a los incumplidores, por lo menos en lo que se conoce como la práctica del botellón, algo que refrendan nuestras estadísticas; lo que está siendo más difícil es hacer entender a muchas personas la importancia de usar la mascarilla y guardar la distancia interpersonal de seguridad», concluyó.

Precisamente, los agentes han tenido que prestar servicio estos días con personas que se negaban a usar este elemento de protección obligatorio o que, directamente, propugnaban su no utilización. Esta semana por infracciones relacionadas con las mascarillas se levantaron 92 actas, mientras que por la práctica del botellón fueron 6 las reuniones de este tipo que se desmantelaron.

En algunos de estos «botellones», los participantes trataron de eludir la acción policial, aunque fueron identificados y sancionados posteriormente. También se levantaron hasta 37 actas de sanción debido a la tenencia o consumo de sustancias estupefacientes.

En materia de control sobre las condiciones, actividades y el cumplimiento de la normativa en locales de restauración, ocio y hostelería se sancionó a establecimientos ubicados en el barrio de Buenos Aires, alrededores del entorno del Mercado Nuestra Señora de África y en la avenida Francisco La Roche. No respetar los horarios de cierre establecido, carencia de documentación para las actividades realizadas o permitir comportamientos contrarios a la salud respecto a la COVID 19 fueron las principales causas para proceder a la tramitación de dichas actas.