FIRMAS Salvador García

OPINIÓN | Acuerdo para corredores | Salvador García Llanos

Fuimos de los primeros en hablar de los corredores turísticos para facilitar la movilidad de los viajeros y de aquellos que deseaban sortear las restricciones derivadas de la pandemia. No hubo mucho empeño que digamos, ni en el propio sector. Pero bueno, la iniciativa ya se ha plasmado en un protocolo entre el ministerio de Industria, Comercio y Turismo y los gobiernos autónomos de los dos archipiélagos, Canarias y Baleares.

El objetivo primordial es reactivar el turismo sin poner en riesgo la salud pública. Para ello, el protocolo fija la realización de un test en origen y destino cuando la incidencia acumulada sea mayor a cincuenta por cada cien mil habitantes.

Desglosemos el alcance de las medidas consignadas en el protocolo, diseñado por un grupo de trabajo en el que se han integrado representantes de tres ministerios y ambos ejecutivos autonómicos. El grupo ha homologado que las dos comunidades insulares disponen de las capacidades necesarias para atender a los posibles turistas positivos:

-Al llegar a Canarias o Baleares, todo viajero que proceda de un territorio con una Incidencia Acumulada (IA) de 50 o menos por cada 100.000 habitantes en los últimos catorce días no deberá someterse a ningún test una vez acceda al aeropuerto.

Quienes procedan de territorios con una IA mayor a 50 tendrán que presentar un test negativode diagnóstico de infección activa realizado 48 horas antes del vuelo, como máximo.

-Antes de abandonar las islas, los visitantes deberán hacerse un test de diagnóstico de infección activa 48 horas antes del vuelo.

Las pruebas se efectuarán en dependencias asignadas por las autoridades sanitarias competentes, sin coste para el turista. En caso de dar positivo, no podrá volar y tendrá que guardar cuarentena en el mismo destino.

-Los gobiernos de ambos archipiélagos se harán cargo de la cobertura necesaria en caso de cuarentena de los turistas positivos, habilitando una serie de alojamientos previstos a tal efecto. También cubrirían la asistencia sanitaria u hospitalización en caso necesario.

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, confía en la eficacia de los protocolos, de modo que sea posible extenderlos a otros territorios peninsulares. Explicó que “los protocolos son un instrumento útil para alcanzar acuerdos con nuestros socios europeos que permitan recuperar la movilidad y reactivar los flujos turísticos en condiciones de seguridad”.

Estos corredores turísticos son complementarios a las recomendaciones que está previsto apruebe el Consejo de Ministros de la Unión Europea la próxima semana con el fin de armonizar los criterios epidemiológicos y las reglas para restringir los viajes entre los países de la Unión Europea (UE).

A ello hay que añadir la aplicación Radar COVID cuya promoción será objeto de una amplia difusión entre la población turística. En estos momentos se está llevando a cabo una traducción a los idiomas mayoritarios de los visitantes de los archipiélagos.

Bueno, pues adelante con la fórmula acordada que supone una prueba del necesario entendimiento entre administraciones públicas y ámbito privado. Hay que priorizar las tasas de incidencia, es decir, reduciéndolas. Y hay que confiar, pensando en el futuro, en que los corredores seguros sean una prueba del reconocimiento de la singularidad territorial de los archipiélagos, también en el ámbito turístico. Es un certeza fundamental para afrontar el proceso de recuperación.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario