FIRMAS Salvador García

OPINIÓN | Descubiertos por su boicot a la contribución | Salvador García Llanos

Parlamento de Canarias
Durante décadas se llamó la Contribución (aunque era frecuente el uso del plural, Contribuciones), un tributo que habría de abonar el contribuyente o beneficiario de una utilidad económica que se justificaba por la obtención por parte del sujeto pasivo de un aumento del valor de sus bienes, como consecuencia de la ejecución de obras públicas o del establecimiento y ampliación de servicios públicos. La denominación en nuestros días es Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI). La Contribución era una figura legal de Derecho Público para el sostenimiento de los gastos públicos de forma proporcional y equitativa.
En agosto de 1821, se produjo un caso curioso en el Puerto de la Cruz que relata el que fuera cronista oficial del municipio, Nicolás Pestana Sánchez. El día 9, se reunió el Ayuntamiento para tratar “de todas las personas que se habían resistido al pago”. El acaloramiento, promovido por un miembro de la corporación, el personero Gabriel Perera, llegó a grado tal que, dado lo avanzado de la hora, la sesión fue aplazada hasta el día siguiente.
Cuando se reanuda, el presidente manifestó que había recibido un escrito del comisionado, Ildefonso Larroche, para activar el cobro. Comunicaba que el plazo para que se ingresara en tesorería el resto de la cantidad correspondiente al pueblo finalizaba el 20 de agosto. En caso contrario, se debía proceder “a los apremios contra la corporación y no podían oírse las reclamaciones de los que se considerasen perjudicados hasta después de haber satisfecho sus asignaciones por cuanto el tiempo se hallaba muy adelantado para observar los prescrito en el Reglamento”. En su virtud, se hizo responsable del cobro a los encargados del mismo”.
Terminada la exposición del asunto, brotó el conflicto. El presidente mostró la convocatoria de la sesión, en la que, al pie, figuraba una nota del corporativo Gabriel Perera, causante del alboroto del día anterior. La nota expresaba que “…no concurriría a ninguna sesión hasta que el señor presidente le justificase haber aconsejado a los vecinos de este Puerto que no pagasen la Contribución”.
El cronista Pestana detalla que el alcalde ordenó una investigación que estaría a cargo del Ilustre Cuerpo o una comisión del mismo para determinar quiénes eran las personas que se habían negado a abonar el tributo y que tuviesen relación con el citado personero. Con un segundo apartado: “Si era cierto que él mismo se había negado a pagar la suya en las cuatro distintas veces que fue requerido para ello”. El cronista pone de relieve la paradoja: el regidor ¡era uno de lols encargados de cobrar la Contribución!
De las actas de la época se desprende que hubo muchas discusiones y enemistades que dieron lugar a actuaciones judiciales. El último día de ese mes de agosto de 1821 fue aprobado un plan de todo el pueblo en el que eran señaladas las calles y casas con sus nombres, así como las que no estando rotuladas, debían estar debidamente clasificadas y numeradas con la finalidad de haver más fácil y llevadera la recaudación de contribuciones “y establecer el orden que debía observarse en todos los demás casos, correspondientes al mejor gobierno del pueblo”, apunta Pestana.
Entonces, se dispuso la colocación de tarjetas que debían quedar fijadas en las correspondientes calles. Cada vecino recibía el número asignado que colocaría la persona destinada por el Ayuntamiento. El dueño de la vivienda o finca debía satisfacer el importe de la numeración de la misma. Era un intento de racionalizar y apremiar el sistema tributario.
Día 77 de la alarma
Día de Canarias. El festivo da mucho que leer. Hay textos e informaciones interesantes. La ministra Carolina Darias no deja pasar la ocasión. El que estuvo sobresaliente la noche anterior, en un programa especial ofrecido por la RadioTelevisión Canaria que reunió al actual presidente, Ángel Víctor Torres, con sus antecesores, fue Jerónimo Saavedra. Para clarividencia analítica, la suya. Cuánta falta le hace a Canarias este Saavedra con treinta años menos.
Buena parte de la mañana está cubierta por el acto institucional que tiene lugar en el Parlamento de Canarias y que también ofrece RadidoTelevisión Canaria. Una muy cuidada puesta en escena y predominio de la sobriedad, notas características. No hay presidencia en la sala Europa. Se simboliza en el pueblo canario que este día va a recibir el premio que lleva el nombre de la Comunidad en reconocimiento a su responsabilidad, comportamiento y entrega durante la pandemia. Discursos del presidente de la Cámara, Gustavo Matos; y del Gobierno autónomo, Ángel Víctor Torres. Los asistentes, contados por razones normativas, escuchan en pie el himno de Canarias al timple. Después, la firma del pacto por la Reactivación Social y Económica del archipiélago, suscrito por cinco de los siete grupos políticos de la institución y apoyado por organizaciones patronales, centrales sindicales y las federaciones de municipios e islas (Fecam y Fecai). Solo Partido Popular y Ciudadanos, pretextando razones políticas, se negaron a firmar el documento.
Algunos protagonistas van desfilando ante las cámaras que captaron varias veces una larga conversación, tête à tête, entre el presidente del Cabildo Insular, Pedro Martín, y el alcalde de Los Realejos, Manuel Domínguez. Estarían hablando, un suponer, de las medidas subsiguiente al derrumbamiento en las laderas montañosas de la autovía del norte que ha dado lugar a trabajos de extrema urgencia y habilitar desvíos que han ocasionado multitud de atascos. Se abre, por lo visto, un sentido de circulación: Santa Cruz-Icod de los Vinos, isla baja. A la vuelta hay que subir por Icod el Alto.
Unos jóvenes sin mascarilla se amontonan en el exterior de la panadería. Comen pizza de pie. Parece que van de playa. La dependienta, cuando se van, mira y dice perpleja: “Es que no tienen reparo. Pero cómo se atreven a fumar porros tan alegremente, ahí mismo, en la calle, con gente a su alrededor”. ¿Usted se percató?, preguntamos con aire ingenuo. “Pues claro”, dice ella, “a ver si no dura mucho el aroma”.
Ya no está aquel cono de señalética que hemos mencionado algunas veces en esta ya larga crónica de la alarma. Alguien se compadeció, no se sabe si para reciclar o reutilizar o para convertirlo en una víctima más de la pandemia. Por cierto, el sitio digital puertodelacruz.com sigue ofreciendo los datos de la consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias relativos a los municipios del norte de Tenerife. Los datos revelan en estos dos últimos días se han producido dos nuevos casos de contagio registrados (uno en La Matanza y otro en Santa Úrsula), un nuevo fallecido (Garachico), mientras que el número de altas es de treinta y nueve. Este es su último cuadro actualizado, hasta el sábado:
Municipio
Contagios
Fallecidos
Altas Médicas
Tacoronte
68
8
49 (+4)
El Sauzal
15
0
13 (+4)
La Matanza
13 (+1)
0
9 (+1)
La Victoria
17
1
15 (+2)
Santa Úrsula
19 (+1)
2
12
Puerto de la Cruz
55
6
39 (+7)
La Orotava
46
3
40 (+8)
Los Realejos
53
2
47 (+5)
San Juan de la Rambla
6
0
5 (+1)
La Guancha
9
0
9 (+1)
Icod de Los Vinos
49
4
38 (+5)
Garachico
10
3 (+1)
7 (+1)
El Tanque
2
0
2
Los Silos
9
0
9
Buenavista
3
0
2
TOTAL
373 (+2)
29 (+1)
296 (+39)
RadioTelevisión Canaria emite, para terminar la jornada, Óscar, un pasión surrealista, opera prima de Lucas Fernández, actual propietario de Diario de Avisos, con guión de Eduardo del Llano. Nombres relevantes en el reparto, un desempeño general serio y un diseño de producción muy trabajado.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario