FIRMAS

OPINIÓN | Maduro, los bailarines fúnebres de Ghana te están esperando… | Eduardo Guerra B.

Foto: redes sociales.

La dictadura de Maduro en su agonía, decidió hacer uso de un recurso propio del social-comunismo, tratar de distraer a la gente, y hacerle creer que su pobreza y desdicha es culpa de otros, y como echarle la culpa al Imperio ya cansa, volvió al cuento del control de precios, es decir, la culpa del hambre es de los especuladores  que suben el precio de los alimentos y de las cosas.

A la incompresible acción del pueblo que en el medio de la ira y del hambre, decide saquear los abastos que quedan y acabar con la única fuente donde conseguían la poca comida, (lo más parecido a un suicidio…), ahora se le suma que el régimen decidió ponerle otro clavo más al ataúd donde lo van a enterrar…. Confiscar las Empresas Polar.

Les guste o no a los “Comunistas Gucci” esas empresas le han dado de comer a los venezolanos durante estos años de escasez, y a pesar de que Lorenzo Mendoza se empeñó en luchar y mantener sus empresas produciendo, parece que hasta aquí lo trajo el río.

El régimen dice que la ocupación será por ciento ochenta días, pero ya conocemos la historia de las empresas que han expropiado… Recordemos a titulo de ejemplo nada más, dos empresas que funcionaban bien y que el chavismo acabó: Lácteos Los Andes y Agroisleña (por cierto fundada por canarios en 1958).

Cuando se acaben los inventarios y las maquinas se paralicen por falta de pericia, y por no hacerles el mantenimiento, veremos con que sustituyen esos alimentos que se dejarán de producir.

Maduro intentará canalizar las protestas por hambre y escasez, invirtiendo el sentido de ellas, reconduciendo la energía y la ira de las mismas, así, como si utilizara las técnicas del Yudo, el arte marcial japonés. La idea es  convocar movilizaciones “Cívico Militares” para intentar controlar los precios en la calle, es decir, la protesta no es contra el régimen, las manifestaciones son contra los especuladores…

Queda por ver si en en esta oportunidad le resulta el engaño como antes, pero lo dudo, si no hay empresas a quién controlar. ¿A quién le echarán la culpa?

Me parecer que más pronto que tarde, veremos a los bailarines de Ghana,

los “Profesional Dancing Pallbearers” esos personajes que tantos memes han generado últimamente en las redes, bailando con el féretro de la revolución castro-chavista-madurista en sus hombros…

No perdamos la  esperanza de salir de esta pesadilla.

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario