FIRMAS Salvador García

OPINIÓN | Los Reyes, con el turismo | Salvador García Llanos

El rey Felipe y la reina Letizia han conocido de primera mano las consecuencias de la pandemia en el sector del alojamiento turístico tras el encuentro que mantuvieron con el presidente y el secretario general de la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT), Jorge Marichal y Ramón Erstalella, respectivamente. El primero, como se sabe, es también presidente de la patronal hotelera de la provincia de Santa Cruz de Tenerife.
El cierre de la actividad, decidido por una orden ministerial, ha generado el denominado ‘cero turístico’: de los récords de no hace mucho al vacío absoluto de nuestros días. Que Sus Majestades se hayan interesado por la situación, más allá de los valores protocolarios y la estrategia de imagen, acredita sensibilidad y es positivo. En la Casa Real saben de las circunstancias de Canarias y de la incidencia de la pandemia en la convivencia, en el tejido productivo y en el empleo de las islas. El diagnóstico es sencillo: el turismo supone el 35 % del Producto Interior Bruto (PIB), quince millones de visitantes anuales y una facturación que ronda los dieciséis mil quinientos millones de euros al año. No va a ser fácil levantarse ni volver a esas cifras.
Como es probable, por no decir seguro, que no coincida la superación de la crisis sanitaria en nuestro país con el restablecimiento de la apertura de las fronteras, la reanudación de los vuelos en la las distintas modalidades y la recuperación de la confianza de los consumidores, los primeros dirigentes de las organizaciones empresariales hoteleras y extrahoteleras se habrán esmerado en explicar el alcance de las medidas para aguantar este importante parón y tratar de remontar, se supone que con la normalización de la demanda y la conectividad.
En ese sentido, según fuentes de la patronal turística, Marichal y Estalella explicaron también a los reyes la necesidad de una política que permita la emisión de bonos para las reservas afectadas, tal y como han hecho ya muchos países de Europa. Es que medidas como esta deberían servir para hacer frente a estos meses de segura desaparición de los ingresos. Al mismo tiempo, comentaron las posibles actuaciones, medidas y campañas para realizar en un futuro inmediato, que van desde programas de formación y comunicación dentro y fuera de nuestras fronteras.
Las alternativas habrán de fraguarse y realizarse en otros ámbitos. Pero ya los retos parecen lanzados y han sido conocidos en el primer rango institucional. Es positivo.
Día 23 de la alarma
Riegan los parterres de la plaza y el cono sigue en su sitio, primeras señales del lunes y de una semana que debe traer mejores noticias sobre la evolución de la pandemia.
Se ha llenado el depósito de almacenamiento del dispositivo móvil. Habrá que suprimir envíos, sobre todo de imágenes, para seguir utilizando un instrumento fundamental en la comunicación, especialmente en estos días de zozobra y confinamiento.
De algunos cuesta desprenderse, desde luego. Como el que envía Elías González Pérez, amigo del alma que estrena jubilación, aunque él seguirá al quite con su podología vocacional. En efecto, Elaine de Valero, esposa de un compañero zaragozano de profesión, interpreta en el teatro ‘Tomás Terry’ una versión de “Al alba” que nos recuerda a la que hiciera Rosa León del tema de Aute. Es emocionante.
Como también lo es el de Adama Dieng, asesor de la ONU, que aborda la prevención del genocidio, advirtiendo de los peligros que significan los discursos de odio. Viendo en lo que se han convertido las redes sociales, con proliferación de todo tipo de descalificaciones, Injurias, calumnias y falacias, incluso en el ámbito personal y de la privacidad, deberían verlo. Y asimilarlo, claro.
Por la tarde, la triste noticia que transmite Isidoro Sánchez García: ha fallecido Emilio Racionero Menasalvas. Fue un activo militante socialista, desde la Transición. Luego ejerció como concejal en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife. Publicaba artículos con regularidad en la prensa tinerfeña y hasta participó en algunas tertulias. A Emilio le gustaban los análisis, por eso acertaba con las descripciones. Fue alejándose del partido, hasta que lo abandonó, cansado seguramente de incomprensiones y de pugnas intestinas.
Los ayuntamientos canarios reiteran la importancia de poder utilizar sus fondos para superar la crisis sanitaria y social. Prosigue el debate pero ya es algo más: es una aspiración fundamentada, en la que parece existir consenso. Así se desprende lo tratado en el seno de la Federación Canaria de Municipios (FECAM). No se conforman los municipalistas con la determinación de que un 20 % del superávit de 2019 se destine a gasto social pues el problema de la medida es que no lleva aparejada una flexibilización de la regla de gasto. La brecha digital, la desigualdad manifiesta para acometer, por ejemplo, las enseñanzas desde las nuevas tecnologías en estos tiempos, es otra cuestión que preocupa a alcaldes, alcaldesas, concejales y concejalas, que el lenguaje inclusivo no lo desaparezca el virus.
Interrumpen del Telediario para decir que el primer ministro británico, Boris Johnson, ha sido ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos. En España, sin precipitadas oraciones optimistas, las cifras confirman una tendencia de mejoría. Pero siguen siendo muchos los casos de fallecidos.
Luna llena para despedir el lunes. Y una conversación en el exterior de la formación que, claro, a esas horas de la noche, con el silencio predominante, trasciende y se cuela. Se eleva hasta ese plenilunio.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario