FIRMAS Salvador García

OPINIÓN | Estrategias de la industria hotelera | Salvador García Llanos

Tendrá que ir pensando la industria hotelera en la estrategias orientadas a su recuperación una vez las exigencias de la pandemia empiecen ser menores, esto es, haya menos restricciones a la movilidad y se vaya consolidando una esperada reactivación de la conectividad. Tales estrategias pasan, según anticipan algunos expertos, por una oferta de servicios en los que se aprecie la atención personalizada, la flexibilización y una profesionalidad que inspire tranquilidad o seguridad.
Hay tres momentos en el proceso de regeneración de la demanda. Uno, cuando los gobiernos y autoridades autoricen recibir o dejar salir turistas. Dos, cuando se reanude la turoperación a partir de la reactivación de aerolíneas y agentes hasta alcanzar una cierta normalización. Y tres, cuando los miedos de los consumidores desaparezcan, o lo que es igual, cuando estos recobren la confianza. Ahí es cuando las cadenas y los establecimientos deben dar una respuesta adecuada para captar mercados.
El director comercial de Zafiro Hotels, Antoni Homar, precisó que se trata de activar la demanda “con un mensaje de tranquilidad y mostrándonos flexibles ante posibles cambios de futuro”. Eso implica, naturalmente, conceder facilidades “tanto para reservas ya realizadas como para nuevas, permitiendo modificaciones de fechas o cambiándolas para bonos que se puedan canjear en el futuro en el caso de reservas con tarifas no reembolsables”. En ese sentido, trabajar con todos los canales de distribución, resultará fundamental.
Otro profesional, Ramón Hernández, CEO de BlueBay, pondera que “los hoteleros tendremos que ser muy ágiles, pues habrá que sumar a la oferta tradicional, productos más personalizados y exclusivos, como programas y servicios de salud en nuestros resorts”. Entonces habrá que estar muy atentos a la dinámica de las estrategias tarifarias, a partir, justamente de la creatividad y agilidad en la comunicación de los valores de los establecimientos y las marcas, ya que a corto y medio plazo, dice Hernández, “competiremos por una demanda limitada, muy propensa al ‘ultimo momento’ (last minute), y que ahora más que nunca, querrá ver identificados en los productos que consume valores como la sostenibilidad, solidaridad y compromiso social de las empresas”.
Cuestión,pues, de irse preparando.
Día 17 de la alarma
 
Hay que corresponder como se merece a la atenta comunicación de despedida de Cipriano García, conductor del programa ‘Cronómetro Cero’ con el que los seguidores del automovilismo tenían una cita si querían estar al corriente de las pruebas, de los resultados y de las impresiones. ’Cipri’, que ha desafiado a los infartos, dice hasta luego de la pandemia, cuando habrá nuevas pruebas, nuevos tramos cronometrados, nuevas curvas, nuevas marcas y nuevas impresiones que relatar con ese dominio y ese dinamismo que él imprime.
La creatividad sigue brillando entre quienes, con teletrabajo, preparan audiovisuales breves que luego cuelgan en redes o en circuitos de guasap. Es el caso de los alumnos y profesores del instituto de enseñanza secundaria que lleva el nombre de la abuela, en La Vera, que nos acerca a la “verdadera Liga de las Estrellas”, con su oferta de módulos y disciplinas realmente atractiva y muy bien secuenciada.
Un cliente vocifera contra el Gobierno en un supermercado al mediodía. La gente mira pero no hace caso. Otro ciudadano da vueltas y vueltas a la azotea de un edificio cercano, suplementando ejercicios físicos. La noticia del fallecimiento de un contagiado en el Hogar Santa Rita, en Las Dehesas, también conmueve. Los responsables tranquilizan con las medidas adoptadas en algunas declaraciones radiofónicas y televisadas.
Entre los numerosos mensajes de hoy de mensajería móvil, llega uno titulado “Voy a silenciar”, dedicado a los expertos de todo pero de nada. Está curioso y bien hecho. Se recibe otro preguntando si alguien recuerda lo que decían Ana Rosa Quintana y sus contertulios en Tele 5, allá por finales de febrero. No vemos ese programa y si se trataba de evidenciar contradicciones, pues no es difícil.
Designan al Jefe del Mando de Canarias, general Carlos Palacios Zaforteza, comandante del Mando Componente Terrestre (MCT) de la Operación Balmis, para llevar a cabo el planeamiento y la conducción de las diferentes operaciones del ejército de Tierra en apoyo de la lucha contra el coronavirus. Tendrá a su cargo labores de coordinación de dos mil quinientos militares.
La jornada termina con otra información de alcance: Marruecos hace oficial la extensión de su espacio marítimo. España elevará una queja a la ONU si el reino alauí se atribuye aguas de Canarias. Trabajo para la diplomacia. Pero, cuidado con las debilidades derivadas de otras atenciones prioritarias, y ahora que la Unión Europea anda resquebrajándose. La situación se asemeja a otro hecho histórico, ¿recuerdan, verdad?

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario