NACIONAL Partidos POLÍTICA

CANARIAS | Oramas demanda a España firmeza en la defensa de la integridad del territorio terrestre y marítimo del Archipiélago

EBFNoticias | La diputada de CC-PNC, Ana Oramas, reclamó hoy a la ministra de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, Arancha González Laya, más firmeza en la defensa de la integridad del territorio terrestre y marítimo de Canarias. Oramas interpeló a la ministra sobre las acciones tomadas por el Estado español ante la decisión unilateral de Marruecos de aprobar dos leyes de delimitación marítima que afectan a Canarias y al Sáhara Occidental y demandó al Gobierno español “una posición firme del Gobierno en defensa de la soberanía territorial española, de la integridad del territorio terrestre y marítimo del Archipiélago Canario”. Una defensa que “requiere diplomacia desde la firmeza así como fortalecer las relaciones bilaterales con Marruecos, que hagan innecesario recurrir a los mecanismos de la Convención de Montego Bay”, apuntó.

Sobre el mar adyacente a las costas de Sáhara Occidental, la diputada canaria apuntó que “se deben cumplir las Resoluciones de Naciones Unidas, en línea de obtener una solución justa, duradera y mutuamente aceptable entre las partes”. “No caben las vías unilaterales”, afirmó con rotundidad y exigió a la ministra que aclare “si el Gobierno de España ha cambiado de opinión con respecto al Sáhara Occidental”.

En este sentido, la diputada nacionalista demandó también a la ministra que se vuelva a abrir la ventanilla consular en El Aaiún; un servicio que asistía a más de 12.000 saharauis con nacionalidad española, de los que 7.000 son menores, y a los a partir de ahora se les va a obligar a desplazarse más de 1.000 kilómetros para realizar cualquier trámite consular.

Oramas insistió en que el Gobierno del Estado “no puede quedar impasible ante este  intento de nuestro vecino , de Marruecos,  de extender unilateralmente su soberanía sobre aguas que no le corresponden, interfiriendo sobre el control sobre las aguas canarias, que corresponde al Estado y a la Comunidad Autónoma de Canarias, según la distribución de competencias establecidas por el Estatuto de Autonomía, aprobado en 2018”.

“No puede permitir que esto ocurra y, desde luego, no puede darlo por zanjado alegando que los canarios somos unos alarmistas y que no va a haber decisiones unilaterales por parte de Marruecos”, agregó. Así, ante la respuesta de la ministra que aludió al derecho de los países a regular su espacio marítimo, la diputada le preguntó “por qué entonces, España no ejerce el suyo; los canarios llevamos 40 años esperando”.

La diputada nacionalista insistió en que el Gobierno español debe  cerrar con Marruecos  el acuerdo sobre la mediana marítima “y hasta que esto se produzca, nuestro vecino  debe respetar el status quo y evitar legislación propia que contravenga el derecho marítimo internacional”. Por ello, “España debe abrir de forma inmediata una vía diplomática con el reino de Marruecos para evitar que nuestro vecino persista en dar eficacia a esa legislación sobre el mar que rodea a Canarias”.

Es más, la diputada apuntó que “si fuera necesario, si no se revierten los hechos consumados en vía amistosa y diplomática, es imprescindible que España presente una queja formal ante la ONU por incumplimiento de la Convención de Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar, la Convención de Montego Bay”.

En su intervención, la diputada canaria repasó los pasos que ha ido dando Marruecos desde 2017 en la aprobación de estas dos leyes que afectan a Canarias y al Sáhara Occidental y reiteró en varias ocasiones que esta decisión requiere un acuerdo con España en la definición de la mediana marítima “para garantizar la soberanía española sobre el conjunto del territorio marítimo y terrestre del Archipiélago Canario”.

La diputada canaria reprochó a la ministra que criticara el “innecesario alarmismo” de los canarios con respecto a estos últimos movimientos de Marruecos y le apuntó que “no se trata de alarmismo; para los canarios este es un asunto que arrastramos desde hace décadas y lo vivimos con la preocupación de saber que se trata de un asunto no resuelto en el que somos nosotros –Canarias-  los que tenemos todo por perder”.