Administración local Obras Ocio SANTA CRUZ

SANTA CRUZ | Un impresionante barco pirata de 15 metros atraca desde hoy en la nueva zona de juegos del García Sanabria

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha renovado completamente la zona de juegos del parque, sustituyendo todas las atracciones por un monumental buque infantil y módulos más modernos que podrán ser usados por los niños y las niñas desde este viernes 

EBFNoticias | El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha remodelado completamente la zona infantil del Parque García Sanabria con vanguardistas diseños y nuevos elementos de juego, entre los que destaca un imponente barco pirata de unos 15 metros de largo por seis de ancho con capacidad para albergar a 55 niños interactuando en su interior a la vez.

La alcaldesa de Santa Cruz de Tenerife, Patricia Hernández, acompañada del concejal de Servicios Públicos, José Ángel Martín, acudió el lunes a supervisar los últimos retoques antes de su apertura este viernes. En la modernización de este emblemático espacio en el que han crecido y disfrutado varias generaciones de santacruceros se han invertido unos seis meses de obras y 266.000 euros, puesto que el conjunto presentaba un considerable deterioro tras más de una década sin ninguna actuación al respecto por parte de la Corporación.

Uno de los objetivos principales de la transformación que se ha acometido es no sólo alimentar la fantasía de los niños con punteros elementos de juego, sino que el nuevo equipo de gobierno ha procurado diseñar un lugar inclusivo para que todos se diviertan juntos, motivo por el cual se han cuidado especialmente los aspectos integradores y se han buscado módulos más accesibles porque la oferta anterior no tenía en cuenta la discapacidad. «Hay variedad y entretenimiento para todas las edades y para todos y todas», destacó Hernández.

La atracción principal de la nueva área infantil es el extraordinario buque pirata que preside el lugar, perfectamente adaptado para su paso por el mismo de niño en sillas de ruedas y preparado para disparar la imaginación de cualquiera al incluir un recorrido para hacer una búsqueda del tesoro, con dibujos de bombas, calaveras, barriles, banderas piratas, palmeras, volcanes, montañas, aletas de tiburón para indicar la presencia del agua, etc. También dispone de telescopio, tobogán, apoyos para trepar y otros elementos que favorecen la psicomotricidad.

En el mismo enclave, sobre un pavimento amortiguador de caucho homologado, se encuentra un balancín en forma de delfín, accesible para niños y niñas con dificultades o movilidad reducida.

Para los más pequeños se mantiene un arenero con una casita, tres muelles, un mini tobogán y un tubo de 4’15 metros de largo anclado al suelo para su entrada y salida a gatas, «que es algo que vuelve locos a los peques», admitió la primera edila.

También se han instalado un nuevo coche de bomberos y dos columpios, uno plano y el otro en forma de cesta para menores de dos años. Además, una carretera pintada en el suelo invita a las carreras con los cochecitos que los niños lleven consigo. Mientras tanto, los adultos que los acompañen pueden vigilarlos cómodamente sentados en cualquiera de los bancos dispuestos, pues hay nueve repartidos por el espacio, más uno de ocho metros de largo y otro integrado en la barandilla que da a la calle de Méndez Núñez de casi 20 metros.

Tal y como apuntó el concejal, «El diseño contempla más zonas de sombra, diferenciación de zonas de juegos por edades y una mayor integración con los espacios verdes del parque».

ESTIMULAR LA MENTE

La nueva zona de juegos del parque García Sanabria pretende fomentar no sólo la actividad física, sino también la amistad, las relaciones sociales y el aprendizaje.

En la entrada a la instalación se contempla un reducto para el esparcimiento de las familias, bajo las cuatro palmeras que se levantan gigantescas sobre el césped artificial. Enfrente, se ha dispuesto una estantería cubierta para libros y juegos de mesa y en el muro adaptado como banco que rodea al arenero hay integrados dos tableros de parchís y ajedrez.

Además, hay juegos en superficie, como un tejo y un twister y se colocaron tres pizarras en las paredes. Los niños podrán hacer ejercicio y mejorar capacidades físicas como equilibrio, agilidad y flexibilidad, pero, como señaló la alcaldesa, «Éste será un lugar en el que también puedan compartir, aprender y estimular su mente».

Los trabajos han incluido el traslado de todos los módulos de juego anteriores a la zona de arena junto al paseo Domingo Pérez Minik, donde ha quedado constituida una segunda área infantil muy completa que implementa los columpios que ya había instalados allí.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario