FIRMAS

OPINIÓN | A babor | Cisma herreño | Francisco Pomares

David Cabrera, diputado herreño en el Parlamento de Canarias, ha decidido no volver a presentarse en las listas de la Agrupación Herreña con Coalición Canaria. Cabrera, enfrentado con Belén Allende desde hace meses, ha anunciado su intención de crear una nueva agrupación de electores para disputarle a Allende el Cabildo. Probablemente no logrará ganar, pero puede hacer que el candidato del PSOE se convierta en el más votado.

La decisión de Cabrera no ha sorprendido demasiado en una isla muy politizada, dónde todos se conocen. Las tensiones surgidas durante el mandato de Allende en la Asamblea Herreña, con desavenencias conocidas entre el histórico Tomás Padrón, y la presidenta del Cabildo, y críticas no siempre veladas de algunos de los dirigentes tradicionales de la Agrupación al estilo de los nuevos dirigentes, ha dado alas a esta ruptura anunciada, que -de momento- parece circunscribirse sólo a la candidatura del Cabildo.

Cabrera y quienes le apoyan defienden la necesidad de volver al viejo modelo de la política herreña, insularista hasta la médula, y empeñada en vender cara su posición en las negociaciones presupuestarias. Es un modelo que permitió a la Asamblea Herreña de Padrón ganar de forma continuada y consolidar una hegemonía imparable en la Isla, apenas interrumpida por algún esporádico mandato socialista. En El Hierro, la fórmula cuenta con apoyos, que van a tener que explicitarse además en los próximos días. Porque para crear una agrupación de electores se precisa disponer del aval de 500 personas que deben suscribir con sus firmas la creación de la nueva agrupación. Cabrera y sus colegas sólo tienen por delante 19 días para que esa opción se materialice, y hay quien dice con cierto optimismo que a Cabrera le sobra con una semana, pero eso habrá que verlo. En El Hierro 500 firmas son muchas.

Si al final prospera la iniciativa, los insularistas acudirán divididos a las elecciones, y aunque Cabrera no tenga intención de presentarse en las candidaturas regionales, Coalición podría resultar perjudicada y perder uno de sus dos diputados en beneficio del PSOE, que prodiga su presencia en la Isla en las últimas fechas.

El voto herreño es escaso, como escasa es la población de una isla en la que se eligen tres diputados regionales, de los que dos -los correspondientes a la Asamblea Herreña- mantienen desde hace años una cerrada alianza con Coalición Canaria, partido con el que la Asamblea Herreña no se ha integrado ni se ha fusionado. Pero esos dos diputados contabilizados como coalicioneros han sido determinantes para mantener la exigua mayoría de respaldo a Fernando Clavijo durante esta legislatura. La ruptura del voto insularista en El Hierro, o de los acuerdos con Coalición Canaria, supondría añadir otra dificultad más a las complicaciones a las que ya se enfrenta Coalición en estas próximas elecciones.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario