FIRMAS

Santa Cruz: más y mejor en 2018 | José Manuel Bermúdez Esparza

Este fin de semana, concretamente desde el pasado viernes y hasta esta misma noche, habrán llegado al puerto de Santa Cruz unos 30.000 cruceristas. No quiero desaprovechar la oportunidad, cuando 2017 agota sus últimas horas, para destacar esa poderosa imagen, que creo constituye un símbolo de la nueva realidad que atraviesa la ciudad y que, sobre todo, nos permite mirar 2018 con los ojos de la esperanza.

La vitalidad de nuestro puerto va en paralelo a la revitalización del sector comercial, punta de lanza de la actividad económica de la capital, y que este año está registrando cifras de negocio especialmente positivas.

Turismo, comercio y restauración son pilares indiscutibles para la creación de empleo y generación de riqueza en Santa Cruz. Son sectores directamente interconectados y de la buena salud de unos depende la de los otros.

Las cosas han ido bien este año y confiamos en que el próximo vayan aún mejor. Pero en cualquier caso, desde el Ayuntamiento seguiremos trabajando como hasta ahora, humilde pero intensamente, para apuntalar el crecimiento económico experimentado en los dos últimos años y ofrecer, así, nuevas oportunidades a nuestros vecinos, a nuestras familias, a nuestros autónomos, a nuestras empresas.

Santa Cruz atraviesa un buen momento y los datos así lo indican. En el caso concreto del comercio, la capital concentra el 23,7 por ciento de los establecimientos a nivel insular –aun contando con núcleos turísticos de enorme población de hecho–  y genera el 32,4 por ciento de los contratos del sector comercial de la Isla.

Ese dinamismo se ve fortalecido con la creciente presencia de turistas en nuestras calles, en torno a los dos millones anuales, convertidos en clientes potenciales y solventes de tiendas, bares o restaurantes.

El aspecto que ha presentado Santa Cruz estos últimos días, pero también el resto del año con picos en la llegada de cruceristas, constituye no solo una auténtica bendición desde el punto de vista económico, sino un acicate para perseverar en la labor que venimos desarrollando desde hace ya algunos años para seguir avanzando el progreso de la capital y de todos sus vecinos.

En ese sentido, no puede dejar de mencionar algunos otros datos relevantes, como la reducción del paro con respecto al año 2016 en un 4,5 por ciento o el ritmo de nuevas contrataciones laborales, en torno a las 10.000 mensuales.

O el creciente empuje del emprendimiento en la ciudad, con la apertura constante de nuevos establecimientos de diferente índole, que enriquecen la oferta de equipamientos y servicios.

Estoy convencido de que el próximo año nos deparará también buenas noticias y el inicio de proyectos muy importantes para la ciudad, para seguir creciendo -económica y socialmente–  desde la cohesión, la solidaridad y la concordia social.

Cuando apenas faltan unas horas para decir adiós a 2017, quiero desearles a todos un venturoso 2018, en el que se concreten nuevas aspiraciones, a nivel colectivo y personal, y podamos, entre todos, seguir construyendo la mejor ciudad para vivir y trabajar.

Feliz Año Nuevo.

José Manuel Bermúdez Esparza es Alcalde de Santa Cruz de Tenerife

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario