CULTURA | La Fundación Cristino de Vera acoge la exposición “Pedro de Guezala. Nuevo encuentro”

Abr 21, 2017 Sin comentarios por

EBFNoticias.-  La Fundación Cristino de Vera-Espacio Cultural CajaCanarias presentado ayer la exposición Pedro de Guezala, Nuevo encuentro, que podrá visitarse en la sede de la entidad hasta el próximo 22 de julio. El acto contó con la participación de José Alberto Díaz, alcalde de La Laguna, Alberto Delgado, presidente de la Fundación Cristino de Vera-Espacio Cultural CajaCanarias, y Pilar Trujillo La-Roche, comisaria de la muestra.

Durante su intervención, José Alberto Díaz destacó la importante labor que viene desempeñando la Fundación CajaCanarias en la ciudad de Aguere al enriquecer a laguneros y visitantes con sus espacios culturales. En este sentido, destacó que la Fundación Cristino de Vera es un referente en el ámbito cultural y que para él es un orgullo presentar esta exposición, no sólo por el valor artístico de la muestra sino, además, por el sentimiento que despierta en él la obra del pintor.

Por otra parte, Alberto Delgado esgrimió que los primeros argumentos que se desprenden de esta exposición están relacionados con la indudable calidad artística de Guezala y, también, con la necesidad de reencontrarnos y redescubrir, desde una perspectiva actual, parte de la producción pictórica de una de las figuras más relevantes y olvidadas de la Historia del Arte en Canarias. Además, señaló que Pedro de Guezala es conocido como “el pintor de las magas”, y que este icono eclipsó, en gran medida, las aportaciones estéticas de su producción más íntima. Por ello, este nuevo encuentro con la obra de Guezala se presenta como una novedosa propuesta que invita, además de recuperar la memoria de una de nuestras personalidades más cercanas, a descubrir los escenarios más desconocidos del artista: el desnudo, el paisaje, el bodegón y la obra gráfica, por los que el pintor sintió una gran pasión y exploró con total libertad.

Pilar Trujillo La-Roche, comisaria de la muestra, destacó la solidez técnica del pintor e hizo un recorrido por los géneros menos conocidos del artista; desde el paisajismo más íntimo hasta la mayor universalidad del desnudo. También, Trujillo La-Roche habló de la gran labor docente que desempeñó Guezala, que permitió la formación de artistas que se expresarán, posteriormente, en distintos lenguajes. Concretamente, señaló la apreciación de Pedro González sobre la transcendencia de la formación básica recibida de su maestro.

Pedro de Guezala [Tenerife, 1896-1960]

Pedro de Guezala nace 1896 en el seno de una familia acomodada que, si bien reside en La Laguna y posteriormente en Santa Cruz, se reencuentra cada verano con el ambiente rural y confortable de la casa familiar de Tegueste. Durante estos primeros años el futuro pintor comienza a descubrir el entorno natural y muestra dotes excepcionales para representarlo. El hecho de que su padre falleciera cuando Guezala tenía cinco años marcará la introspección que le caracterizará.

En 1910 se inicia como pintor con Francisco Bonnín, quien lo introducirá en el tratamiento de la luz y los rudimentos del dibujo y dos años después aparece su primera obra, titulada Pastor.

A comienzos de los años 20 viaja a Madrid para cursar estudios militares, que abandonará por problemas familiares. En esta ciudad se matricula en la Escuela Superior de Bellas Artes, acude a un curso de colorido con Sorolla y frecuenta las tertulias de poetas y pintores, relacionándose, especialmente, con José Aguiar. En el estudio de este pintor practicará, tiempo después, el desnudo del natural, su gran pasión.

De regreso a Tenerife, ingresa en la Escuela de Artes y Oficios Artísticos de Santa Cruz de Tenerife, en la que asiste a varios cursos y obtiene un premio de mérito en la clase de Modelado y Vaciado. En esta época, comienza a proliferar su verdadera actividad artística: ilustra libros y revistas, realiza bocetos para carteles, participa en el II Salón de Humoristas Canarios, forma parte de la Junta de Gobierno del Círculo de Bellas Artes, recibe la Medalla de Oro en Artes Decorativas por la vidriera del Pabellón Canario de la Exposición Iberoamericana de Sevilla de 1929.

En 1931 participa en el XII Salón de Otoño de Madrid y el jurado le propone como miembro de la Asociación de Pintores y Escultores. Al año siguiente gana por oposición la plaza de Profesor de Dibujo Lineal y de Máquinas de la Escuela de Náutica de Santa Cruz de Tenerife, cargo que desempeñará hasta su muerte. Posteriormente, inicia sus estudios de Perito Aparejador en el Colegio Politécnico de La Laguna, finalizando la carrera en 1938. Esta formación le permitirá realizar, durante dos años, prácticas de trabajo de gabinete y obas de nueva planta con el arquitecto José Enrique Marrero Regalado. De esta época se conservan diseños de muebles racionalistas y proyectos de vivienda para pintor.

En 1938 contrae matrimonio con María Belén Martel Perdomo. Fruto del matrimonio nacerán María Mercedes y María Belén.

Su primera exposición individual se celebra en el Círculo de Bellas Artes de Santa Cruz de Tenerife en 1943. En este lugar volverá a exponer en solitario en: 1945, 1948 y 1949. En Madrid, expone en Arte y Artistas Tinerfeños, en 1944, y en la Sala Marabini, en 1947. En 1948, concurre a la muestra Artistas Contemporáneos Canarios en la Galería Wiot de Las Palmas de Gran Canaria.

Ese mismo año es nombrado Profesor de la Escuela de Artes y Oficios Artísticos de Santa Cruz de Tenerife e impartirá clases de Dibujo del Natural. A partir de entonces, su obra se torna más personal y realiza las de mayor formato: Regreso de la pesca, que decora uno de los salones del Hotel Mencey, y el fresco para la iglesia de Santo Domingo de La Laguna, inconcluso.

En 1955 obtiene el Premio Don Luis de la Cruz, instituido por el Cabildo Insular de Tenerife, por su obra Bañistas y al año siguiente viaja a Lanzarote y Fuerteventura, comisionado por el Museo Canario de las Palmas de Gran Canaria, con el objetivo de realizar fotografías e investigación artística. Se conservan fotografías de tipos campesinos y arquitectura popular de las Islas.

En 1959 envía La siesta, una obra de gran formato, a la exposición Las Islas Canarias, en París y concluye los cuadros conmemorativos de la hazaña de la defensa de la isla contra los ingleses en 1797, que se exponen en un acto celebrado en el Teatro Guimerá.

El 31 de marzo de 1960, Pedro de Guezala fallece tras una larga enfermedad

La muestra podrá visitarse en la Fundación Cristino de Vera-Espacio Cultural CajaCanarias hasta el 22 de julio de 2017, en horario habitual: lunes a viernes, mañanas de 11.00 h. a 14.00 h. y tardes de 17.00 h. a 20.00 h. y sábados de 10.00 h. a 14.00 h., domingos y festivos cerrados.

Sin categorizar

Acerca del autor

El autor no ha rellenado su perfil aún
Sin respuestas a “CULTURA | La Fundación Cristino de Vera acoge la exposición “Pedro de Guezala. Nuevo encuentro””

Deje una respuesta