FIRMAS Salvador García

El Puerto, en el cine. Por Salvador García Llanos

La Habanera fue la primera… o eso parece. Películas rodadas, íntegra o parcialmente, en el Puerto de la Cruz. Un somero repaso en esta entrada, a riesgo de cometer alguna omisión, por lo demás involuntaria.

La Habanera fue dirigida, en 1937, por Douglas Sirk, y protagonizada por Zarah Leander, decían que protegida de Goebbels. El portuense Manolo Álamo nos habló de la grabación, de la curiosidad que despertó entre la población portuense. Muchos años después, cuando descubrimos la cinta, contemplar el aspecto que tenía, por ejemplo, la ermita de San Telmo y alrededores, era una gozada. Había un mensaje fascista en aquella película, tras cuyo rodaje Douglas Sirk huyó a Estados Unidos.
Una historia de amor y rivalidad, Mara, fue filmada en 1958 bajo la dirección de Miguel Herrero. Ya lucía parte de la avenida Colón, donde fueron grabadas algunas escenas con Scilla Gabel como protagonista, acompañada por Mercedes Vecino y Jaime Abellán. De la película se recuerda un coche, un deportivo ‘Metropolitan’ descapotable.
El Jardín Botánico sirvió de marco a varias escenas de Ulyses contra Hércules, rodada y producida (Italia) en 1962, con la dirección de Mario Caiano. En el reparto, después del protagonista Georges Marchal, aparece una tal Raffaella Carrá. Un clima mitológico para una lucha de gigantes.
En 1964, aparece Escala en Tenerife, dirigida por León Klimovsky. Ramón Arcusa y Manuel de la Calva, el Dúo Dinámico, en la fase incipiente de su carrera musical, son los protagonistas, junto a Ethel Rojo y José María Caffarell. El hotel ‘Las Vegas’ fue uno de los escenarios escogidos. Más de una tarde, junto a otros escolares portuenses, anduvimos por los alrededores, discretamente vigilados por la policía local que mantenía a raya a los curiosos.
De 1967 data Rififí en Amsterdam, una producción italiana dirigida por Sergio Grieco. En el reparto, como artistas principales, Roger Browne y Aida Power. Una policíaca, se decía entonces. De nuevo, la avenida Colón y el hotel ‘Tenerife Playa’ como escenarios. Y algún figurante local o extra, como Salvador Ortiz, popularmente conocido por Lirio, aún vivo, ocupado en su aseo de coches.
Les chavaliers du cel (en español conocida como Héroes del cielo) es, en realidad, una serie de aventuras de treintainueve episodios de veintiséis minutos producida por la televisión francesa (ORTF) en 1967, bajo la dirección de François Villiers. Muchos años después, en 2005, la serie debió inspirar con el título antedicho, la cinta dirigida por Gerárd Pirés y en la que colaboró el Ejército del Aire francés.
En agosto de 1966 se estrenó Millipilleri, una comedia finlandesa de tres directores, Spede (apodo de Perti Olavi) Pasanen, Ere Kokkonen y Jukka Virtanen. El primero es también autor del guión y uno de los actores principales.
Llegamos a 1971, año de la película española cómica Hay que educar a papá, protagonizada por Paco Martínez Soria y dirigida por Pedro Lazaga. Varias escenas rodadas en el hotel ‘San Felipe’ y cercanías de la playa Martiánez.
Otra historia de amor turbulento entre una mujer joven y atractiva, insatisfecha en su matrimonio con un político más preocupado en su carrera, y un apuesto escultor de vida bohemia, es la trama de Timanfaya (Amor prohibido), dirigida en 1972 por José Antonio de la Loma. Christian Roberts, Patty Shepard, Fernando Sancho (jaleado durante alguna proyección mientras aludía a Garachico y Granadilla) y Nadiuska aparecen en el reparto. La música de Stelvio Cipriani, sobresaliente.
Y finalmente, Guarapo, la epopeya, estrenada en 1989, dirigida por los hermanos Santiago y Teodoro Ríos. El caciquismo, la represión franquista y la emigración del pueblo canario, elementos argumentales de la cinta en la que intervienen el malogrado actor canario Luis Suárez y Juan Luis Galiardo. El muelle portuense, casas, bares y algunas calles del casco aparecen en la cinta.
De manera que el Puerto de la Cruz, en distintos momentos de su historia, con la geografía urbana de cada época del rodaje, también ha quedado inmortalizado para la gran pantalla.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario