Sin categorizar

El centro de salud Laguna Mercedes seleccionado para un proyecto pionero en la investigación de las caídas de mayores

EBFNoticias.- Las caídas de personas mayores son un problema prioritario de salud pública pues las consecuencias que conllevan merman las capacidades físicas, funcionales y mentales de quienes las sufren, requieren cuidados familiares mayores y, en ocasiones, ingresos hospitalarios, cirugía e institucionalización en centros de media o larga estancia. Estas lesiones reducen la movilidad, producen dolor, aumentan la dependencia e incrementan el riesgo de muerte prematura.

Además, los costes que suponen las caídas significan a nivel europeo 25.000 millones de euros anualmente. Costes que van en aumento por el envejecimiento progresivo de la población, por lo que podrán alcanzar los 45.000 millones en 2050, lo cual afecta claramente a la sostenibilidad del sistema sanitario público.

El Centro Colaborador Español del Instituto Joanna Briggs (perteneciente a Investén y al Instituto de Salud Carlos III) ha puesto en marcha, a nivel nacional, un proyecto de investigación e implantación de buenas prácticas en cuidados. La iniciativa «Sumamos Excelencia» tiene como propósito principal sistematizar acciones que faciliten el abordaje y prevención de problemas prioritarios como las caídas, el dolor, etcétera.

En este marco, el Centro de Salud de Laguna-Mercedes, en Tenerife, ha sido uno de los centros aceptados en Canarias para formar parte de este proyecto de investigación financiado por los Fondos de Investigación Sanitaria, de forma que desde el pasado mes de septiembre un equipo de enfermeras de dicho centro está trabajando en la implantación del programa de buenas prácticas en cuidados para la prevención de caídas en personas mayores.

El objetivo es que este grupo de trabajo sistematice la valoración del riesgo de caídas en todos los mayores que acuden a las consultas de Atención Primaria de dicho centro, mejorando en su atención posterior a través de adecuados y completos cuidados así como los registros clínicos correspondientes en las historias de salud informatizadas. A nivel general, se sabe que posiblemente el número real de consultas relacionadas con las caídas es mucho más alto debido a deficiencias en los sistemas de recogida de datos:

En menos de seis meses se espera obtener los primeros resultados de la implantación de esta «Guía de buena práctica clínica» en el citado centro de salud, y que estos resultados sean favorables, dada la implicación y participación que está teniendo el equipo de salud de la zona. Los resultados positivos deben ser entendidos como que se podría conseguir la reducción en el número de caídas en ancianos, disminuyendo la aparición de problemas más graves asociados a la pérdida de autonomía en la vida diaria. Además, del éxito de esta investigación depende, en parte, la implantación de estas guías de práctica basadas en la evidencia científica en el resto del territorio nacional.

Caídas mortales

Hay que tener en cuenta que las caídas representan la segunda causa de muerte a nivel mundial debido a lesiones accidentales. Anualmente se producen más de 37 millones de caídas que requieren atención sanitaria de las cuales hay 424.000 muertes. Las personas mayores de 65 años son quienes más caídas mortales sufren. Según la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología, las caídas en este grupo poblacional producen más muertes que los accidentes de tráfico (más de 1.400 cada año en España) y uno de cada tres mayores sufre una caída al menos una vez al año. Estas ocurren sobre todo en el ámbito doméstico (casi un 60%), en la cocina, el dormitorio y en el cuarto de baño. El temor a las caídas es frecuente en la población anciana, quienes además no suelen contar el problema a sus familiares ni comentarlo a los profesionales sanitarios, tal vez, para no poner de manifiesto la pérdida de autonomía personal que ello supone.

«Sin esfuerzos adicionales de prevención, se espera que el número anual de consultas de urgencias relacionadas con caídas pueda aumentar a más de 6 millones para el año 2050, con más de 2,3 millones de casos ingresados en el hospital con el consiguiente cuidado a largo plazo» (European Union Injury Database, 2011-2013).

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario