FIRMAS Salvador García

El baile de los políticos. Por Salvador García Llanos

Cuando el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, intervino en un popular programa de televisión, un ‘reality’ de gran audiencia, rompía esquemas y empezaba coleccionar testimonios críticos. Que si no era el marco apropiado, que qué pintaba un político aspirante a la presidencia del Gobierno conversando con un presentador tan controvertido… 

Después, llegan las elecciones catalanas y el candidato socialista a la presidencia de la Generalitat, Miquel Iceta, empieza a soltarse unos bailes en plena campaña que terminó siendo casi más noticia por eso que por sus posiciones políticas. Lo hacía tan bien que hasta le dedicaron programs y le pedían en los mitines que repitiera.

Y ahora es la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, la que se se descuelga en otro programa de televisión con baile y acompañamiento coreográfico. Por si faltaba algo, en un gesto suplementario de frescura y espontaneidad, terminó besando la calva de uno de los acompañantes.

Quienes se rasgaron las vestiduras criticando a Sánchez e Iceta no han tenido más remedio que tragar. Su silencio les delata. Pero da igual: se impone la moda del baile de los políticos. Y éstos han encontrado una fuente de actividad para promocionarse y recuperar terreno ante la ciudadanía cabreada y desesperada. Al menos, seguro que les dedica una sonrisas. Y hasta se polemizará sobre si lo hacen bien o no. Da igual: a bailar se ha dicho.  

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario