Cultura SANTA CRUZ SOCIEDAD

El ‘Tríptico de Nava’ se somete a un estudio con una cámara multiespectral

Elblogoferoz.- La Universidad de La Laguna ha realizado un estudio de investigación encaminado a profundizar en el conocimiento de aspectos técnicos, desconocidos hasta el momento, del ‘Tríptico de la Natividad’ de Nava-Grimón, obra del siglo XVI atribuida a Pieter Coecke, que se exhibe en el Museo de Bellas Artes de Santa Cruz. Para ello se ha trasladado a la sala de la pinacoteca donde se expone el cuadro una cámara multiespectral perteneciente al Sadoa (Servicio de análisis y documentación de obras de arte), grado en ‘Conservación y restauración de bienes culturales’. El Sadoa está vinculado a los ‘Servicios generales de apoyo a la investigación’ (SEGAI)  de la Universidad de La Laguna. La cámara realiza un barrido digital sobre la superficie de la pintura, sin manipulación alguna sobre la obra, e implica el rango espectral del infrarrojo cercano y el ultravioleta. Asimismo se recogen otros registros mediante diferentes técnicas de iluminación en el visible.

Estos trabajos se enmarcan en el refuerzo a la conservación y labores de restauración que el Organismo Autónomo de Cultura (OAC) del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife viene desarrollando en el último año. Además del Tríptico de Nava se han mejorado las condiciones expositivas de toda la colección y se han intervenido varias piezas del museo entre las que se encuentran obras de Pedro González, José Capuz o el cuadro ‘Barranquillo de La Laguna’,  de Valentín Sánz Carta, recientemente restaurado y expuesto en la Biblioteca Municipal Central (TEA) con motivo de la muestra en homenaje a Nicolás Estévanez y Murphy.

Hasta ahora el ‘Tríptico de Nava’ se ha abordado desde distintos enfoques, principalmente históricos, atendiendo al  estudio iconográfico y sociológico. Sin embargo, no se conocen estudios que aporten datos técnicos sobre la ejecución de la misma. En estos momentos el trabajo de la Universidad de La Laguna está realizando el estudio físico basado en la aplicación de diferentes radiaciones electromagnéticas.

Fotografía digital infrarroja.- Hasta ahora se han capturado imágenes no visibles para el ojo humano, mediante la fotografía digital infrarroja en dos rangos, el primero  entre 700-1000 nanómetros y el segundo entre 1000-1100 nanómetros. La radiación infrarroja es capaz de atravesar ciertos pigmentos según su naturaleza y espesor, detectando el dibujo subyacente sobre el estrato de preparación del soporte que en este caso es tabla. De esta manera puede mostrar posibles arrepentimientos en la composición surgidos durante el proceso de creación artística. También se pueden detectar las restauraciones anteriores, todo ello siempre y cuando las capas adyacentes sean permeables al infrarrojo y bajo estas exista el contraste suficiente.

Las capturas con radiación ultravioleta se han realizado en el rango de los UVA a 380 nanómetros. La iluminación ultravioleta  (UV) es capaz de excitar la fluorescencia de determinadas sustancias según su naturaleza química, este proceso se lleva a cabo en la oscuridad, sin ningún tipo de iluminación visible. Determinados materiales constitutivos de la obra de arte, tales como la cola animal, ciertos pigmentos o los barnices, son fluorescentes en diferentes gradaciones. La fluorescencia ultravioleta ayuda a distinguir materiales ajenos a la materia original, revelando la localización y amplitud de intervenciones posteriores o repintes; además del estado de la capa de barniz, la aplicación de falsas pátinas, etcétera.

Se han efectuado fotografías con luz visible utilizando diferentes técnicas de iluminación, como la fotografía con luz rasante. El objetivo es documentar planos generales y de detalles, así como poder establecer comparaciones entre las diferentes técnicas de análisis anteriormente citadas. El llamado ‘Tríptico de la Natividad de Nava y Grimón’ es una pintura flamenca fechada en 1546, cuya tabla central es atribuida a Pieter Coecke y las laterales al taller del mismo maestro. La composición de este óleo sobre tabla está constituida por tres escenas: una central que representa la Natividad; un panel izquierdo, que muestra la circuncisión de Jesús; y el derecho, donde se simboliza la presentación del Niño en el Templo. En el reverso de ambos lados, al cerrar las tablas, se muestra el momento de la Anunciación, con la imagen de la virgen María y el arcángel San Gabriel.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario