FIRMAS

La voz de Luigi. Por Armando Pinedo

Considerado uno de los peluqueros más icónicos del mundo, asegura que en la fotografía ha encontrado su vía de comunicación más efectiva junto a su pareja Iango Henzia, con quién forma uno de las equipos más admirados y solicitados por las mejores publicaciones.

Luigi Murenu y Lango Henzia. D.R.

La altura de Luigi Murenu (@LuigiMurenu) impone mucho entre las bambalinas de cualquier desfile, entre el caos y la urgencia por pulir cada detalle la orografía de sus manos desencadena un torbellino de talento bastante inusual entre tantas carreras de último minuto. Hace años que pude conocerle a raíz de su trabajo como consultor creativo para Kèrastase, así que con aquel nombramiento tocaba entrevista en París para conocer su técnica y sus habilidades capilares. Recuerdo que mencionaba con asiduidad la palabra volumen para referirse a un efecto que aún le define si repasas su carrera. Ese mismo volumen sigue siendo el primer mandamiento en su reciente trabajo público (en privado lo ejercía desde hace tiempo) como fotógrafo junto a su actual pareja, el también fotógrafo Iango Henzia.

la-foto-5-1-500x600

La notoriedad del trabajo de la pareja saltó al mercado mediático popular a raíz de su reciente portada para Vogue Japón, dónde unió a grandes modelos de los noventa con otras de momentos más recientes, aunque también despertó numerosas críticas por el “corta y pega” de algunas de ellas. Lógica ante una producción que impedía juntar en el mismo estudio, a la misma hora y ante el mismo equipo a mujeres como Naomi Campbell, Linda Evangelista, Claudia Schiffer o Karen Elson, entre otras muchas. Sin embargo, la maestría de ambos quedaba bien reflejada en páginas interiores, con fotografías que veneran el más puro estilo del maestro Irving Penn que tanto influye en el trabajo de ambos, según sus propias confesiones.

He trabajo con Iango los últimos cuatro años, y no solo en mi carrera como peluquero en producciones de moda o campañas de publicidad, sino en la fotografía, lo que ha supuesto un nuevo despertar creativo para mi, a pesar de estar trabajando en ello desde hacía muchos años“, asegura Murenu en una entrevista concedida a la web www.models.com dónde se recogen algunos de sus trabajos más impresionantes para Vogue Alemania y Vogue Italia. “Siempre trataba de involucrarme muchísimo en cada sesión de fotos en la que participaba, trabajando muy mano a mano con cada fotógrafo, pero al final no era mi responsabilidad, sino que me gustaba aprender y evolucionar viendo su método. Ahora sí participo, organizo y disparo en mis propias sesiones, es una forma de comunicarme muy gratificante, así que es como si finalmente hubiera encontrado mi propia voz“.

la-foto-2-14-500x600

¿Supone este trabajo en la fotografía que Murenu abandona su colaboración como peluquero? “En absoluto, para mi todo es un proceso y, sobre todo, que dejar de lado esa faceta sería renunciar a una parte de mi vida que me ha ayudado a convertirme en lo que soy. Me apasionan todos los procesos de creación y no renuncio a vivir y aprender de cada uno de ellos, así que sería cínico por mi parte renunciar a todo ello”.  

 

 

Deja un comentario

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario

Comentarios recientes