FIRMAS

La capitana de la Copa Davis y la Historia del siglo XX en la ULL. Por Yolanda Arenas

Algunos pensarán qué leches tiene que ver que una mujer sea la capitana del equipo español de Copa Davis con una asignatura de Historia de la ULL y otros dirán aquello de «ya está Yolan con su feminismo». ¡¡Señor qué cruz!!

A los primeros se lo explico enseguida, a los segundos llevo años intentando abrirles la cabeza pero el que nace tonto muere borrico.
Arrancamos.
 
Toni Nadal, tío y entrenador de Rafa Nadal, ha sido claro y contundente en los micrófonos de RNE al asegurar, sobre el nuevo nombramiento de Gala León como capitana del equipo de Copa Davis, que «no es lo propio que haya una mujer. Es cierto que ha habido hombres entrenando en la Copa Federación femenina, pero para mí es un problema. Se convive mucho dentro de un vestuario y no es lo propio que haya una mujer. Respeto a Gala pero no conoce ni el circuito masculino ni a los jugadores, al menos a Rafael», continúa. Y concluye: «No me imagino que el seleccionador de fútbol fuera una mujer».
 
Que digo yo que si sabrá este paisano que, puesto a cosas «raras», el 99% de los ginecólogos de este país son varones que entran en los «vestuarios» de las mujeres por la puerta grande haciendo lo que es de educación: llamar a la puerta. Y que para entrar en el santa santorum del honor familiar, los tocoginecólogos se limitan a tener conocimientos en la materia porque ni las mujeres somos previamente «amigas de nuestros ginécologos» ni estos van a saber en su vida lo que es un cólico de regla ni una puñetera contracción. Yo no sé si alguna vez se han planteado los varones lo que nos cuesta a las mujeres ir «al gine»… una vez un amigo me dijo que a él también le costaba ir al dentista. No voy a hacer el chiste fácil.
 
Gala León, que tiene pinta de ser una señora, se ha limitado a decir que cuando tenga que entrar en un vestuario llama a la puerta y y pregunta por la disposición de los jugadores… ¿educación? ¿lógica? ¿coherencia? ¿Saber estar? ¿Capacidad de discernimiento? (esto último nos lo negaba a las mujeres la Iglesia a mediados del siglo XX, osea, ayer).
 
Sobre su relación con la nueva capitana, Nadal indicó que no ha tenido ninguna, que nunca ha hablado con ella y que su comentario sobre el vestuario está sacado de contexto. «Yo he tenido relación cero con Gala León y creo que Rafa Nadal cero, no me lo ha comentado nunca. Pero no pasa nada, yo no he hablado nunca con ella pero eso no significa nada», indicó primero.
 
Vamos a arreglarlo: Gala nació en Madrid el 23 de diciembre de 1973 y jugó al tenis hasta 2004. En su carrera, llegó a ser la 27 del mundo (2000) como mejor ranking y se mantuvo durante nueve temporadas entre las cien primeras raquetas. Gala León participó en 33 Grand Slams y sus mejores resultados llegaron en Roland Garros. Posteriormente ha sido entrenadora y desde el pasado mes de julio, Gala León asumía las funciones de directora deportiva de la Real Federación Española de Tenis.
 
Pero Nadal no la conoce. ¿Techo de cristal? Nooo, porras Yolan no seas pesada. Es que ¿a quién leches le interesa el tenis femenino?, ¿a quién le interesa el deporte femenino? ¿Cuánto les costaba a las chicas del voley tener el estadio a medias ganando un título tras otro?. 
 
A ver… que ya sé que no tengo razón. Feminismo barato. Es la ley del mercado. Ver piernas femeninas está bien pero no haciendo deporte. A las chicas nos ponen los paisanos en calzón corto (cuando están bien, no se animen que hay canillas que no, no y no) pero a los chicos los pantalones de deporte femeninos como que no y además como si ganan o pierden les trae al fresco… arreglao.
 
Segundo de carrera. Universidad de La Laguna. Historia del siglo XX, un siglo cuyos movimientos políticos son, según la ULL: nacionalismo, fascismo, liberalismo, socialismo y comunismo. Y tan a gusto que se han quedado en la selección del libro de texto. ¿Y el feminismo? Ni está ni se les espera.
 
Ahhh, claro, que el feminismo no es un movimiento político, que conseguir el voto para la mitad de la población no es política, que lograr la liberación sexual, económica, laboral, cultural y de faja de la mujer no es política. Que haber dignificado la vida de la mitad de la población en Europa no tiene merito. ¿Qué merito puede tener un movimiento social que logra eso sin derramar sangre sin librar otra guerra que la del diálogo, tomando las calles con frases o con las lolas al aire para escarnio de quienes cogerían un fusil a la primera de cambio? ¿Donde quedó el fascismo, dónde están los nacionalismos, qué fue del comunismo, a dónde nos ha llevado el liberalismo económico, reconoce al socialismo la madre que lo parió?.
 
Pues miren por donde, el tito de Rafa Nadal dice que la polémica se ha montado no por el machismo de sus declaraciones sino porque en este país se politiza todo. En qué quedamos: ¿el feminismo es política o no? Aclárense o nos vamos todas al vestuario de la Copa Davis a ver qué cara ponen los pipiolos de la raqueta porque me da que el problema está sólo de un lado de la puerta y con Gala vamos a entrar tod@s llamando antes, pidiendo permiso, sin pretender molestar pero sabiendo que si alguien se siente molesto es problema suyo. 
 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario