Sin categorizar

Rajoy anuncia una segunda generación de reformas para septiembre

AGENCIAS.- El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que en España «no sobra nadie», pero ha añadido que «sería mejor» a su juicio que hubiera «menos extremistas, menos pesimistas y menos agoreros» porque es un «gran país» del que mucha gente se siente orgullosa.

Rajoy ha clausurado la Escuela de Verano del PP en El Escorial (Madrid) y ha aprovechado para lanzar un mensaje de optimismosobre la situación y el futuro de España, similar al que expresó hace una semana en el Campus Faes: hay muchos motivos para hablar bien del país y es inaceptable, ha dicho, «el empeño de algunos en poner el foco constantemente en que las cosas van mal». «Simplemente porque es falso», ha subrayado.

El presidente ha acompañado su discurso optimista de muchos datos económicos y previsiones e incluso de visitas turísticas y de estudiantes de Erasmus –«el país de Europa que más recibe, por algo será»–, y ha defendido que la situación mejora pese al punto de partida que su Gobierno se encontró en 2011, que ha vuelto a repasar.

Y ha vuelto a recalcar que el Gobierno ha enderezado el rumbo económico preservando el Estado del Bienestar, hasta tener un sistema «como casi nadie» en el mundo, ha dicho, y «funcionando mejor que nunca». «Nos dejaron un futuro plagado de incertidumbres y estamos ya construyendo un mañana de seguridades», ha reivindicado. «Las críticas sobre todo por parte de quienes gobernaron antes son profundamente injustas», ha agregado.

Mariano Rajoy ha reiterado que queda «mucho por hacer» y ha avanzado en las reformas de «segunda generación» que ha venido anunciando en las últimas semanas. Hoy, el presidente ha puesto nombre a varias de ellas, que serán presentadas por su Gobierno en septiembre.

En el terreno de las administraciones públicas, ha asegurado que se presentará un anteproyecto de ley de régimen jurídico del sector público, otro de reforma del procedimiento administrativo y uno más de eficiencia de la jurisdicción administrativa.

También ha anunciado un paquete de medidas sociales «de largo alcance», como el estatuto de la víctima, un plan de protección de la infancia, un plan integral de apoyo a la familia, otro de igualdad entre hombres y mujeres en la sociedad de la información y uno más sobre discapacidad.

Además, el Gobierno prevé preparar una estrategia sobre la responsabilidad social de las empresas y la estrategia española de seguridad y salud en el trabajo, entre otros planes.

Como en todas sus últimas intervenciones públicas, Rajoy ha vuelto a defender que la regeneración democrática será una de las prioridades de su Gobierno en lo que resta de legislatura y ha vuelto a defender la idea que él mismo lanzó hace tres semanas: que el candidato más votado sea el que gobierne el ayuntamiento.

«No es una ocurrencia, es algo que figuraba en el programa electoral del PSOE no hace muchos años y que recogen las legislaciones de países tan democráticos como Francia, Reino Unido o Portugal», ha dicho Rajoy, para agregar que este tipo de medidas servirán «para evitar muchas de las cosas vividas en este país».

Por otro lado, Mariano Rajoy ha confirmado que se reunirá con el presidente de la Generalitat de Cataluña porque es «bueno hablar» y porque sabe que «hay un problema» que se debe «afrontar», pero ha insistido en que su posición es la misma, contraria a la consulta soberanista. «Hablaremos, pero no voy a hacer aquello que ni puedo ni debo hacer».

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario