LA LAGUNA SOCIEDAD Sucesos

Un gran incendio en La Laguna….pero de mentira

Elblogoferoz.- Un centenar de efectivos participaron hoy, bajo la coordinación del Consorcio de Bomberos de Tenerife, en la realización de un simulacro de incendio en la Iglesia de La Concepción de La Laguna para poner en práctica el primer Manual sobre Prevención y Protección del Patrimonio Histórico que se elabora en Europa y que permite compaginar la salvaguarda del patrimonio y bienes de gran valor cultural e histórico con la seguridad de los ciudadanos que habitan los espacios urbanos protegidos.

Este ejercicio forma parte de los actos programados dentro del X Seminario del proyecto europeo Heritprot que se ha celebrado esta semana en Tenerife, bajo la dirección del área Insular de Seguridad del Cabildo, y en el que han participado más de medio centenar de bomberos y autoridades de nueve ciudades europeas, responsables de la elaboración del Manual de Buenas Prácticas, como son La Laguna, Cuenca, Sighisoara (Rumanía), Riga (Letonia), Varsovia (Polonia), Vilnius (Lituania), Holloko (Hungría), Liverpool (Reino Unido) y Angra do Heroísmo (Portugal).

El consejero insular de Cooperación Municipal, Vivienda y Seguridad del Cabildo de Tenerife, José Antonio Valbuena, destaca la importancia que tiene este tipo de prácticas “para comprobar la respuesta de los equipos de emergencia y poner a prueba la coordinación entre las instituciones intervinientes, su operatividad y los protocolos específicos que se deben aplicar en un casco urbano protegido como La Laguna”.

En este contexto, el presidente del Consorcio de Bomberos de Tenerife, Carlos González Segura, recuerda que tanto el diseño de los edificios como los materiales de construcción, la distribución en planta y la carga térmica de las construcciones antiguas, como las que imperan en el centro de La Laguna, son elementos y características que propician una propagación rápida y descontrolada del fuego y dificultan las tareas de evacuación y rescate.

En total, en la práctica se emplearon 7 vehículos pesados, incluido un Puesto de Mando Avanzado (PMA) del Consorcio de Bomberos, y participaron 40 efectivos Bomberos, además de agentes y miembros de la Policía Local, Nacional y Autonómica, de Protección Civil de La Laguna, de AENA, de Cruz Roja y del Servicio Canario de Salud, así como una veintena de representantes de los ocho países que participan en el proyecto y que actuaron como observadores y supervisores.

Simulacro 47
Durante el ejercicio, se simuló un terremoto de 5,8 grados en la escala de Richter y de 40 segundos de duración que provocó diversos daños, tanto en la estructura como en el interior de La Concepción, y causó varios heridos entre un grupo de estudiantes que se encontraba realizando una visita al templo en ese momento, algunos de los cuales se encuentran atrapados al no poder salir por sus propios medios.

A las 11.00 horas, el Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad Cecoes recibe varias llamadas de vecinos que alertan de la existencia de humo saliendo de la Iglesia de La Concepción y de la posibilidad de que varias personas permanezcan heridas en su interior. Acto seguido se trasfiere a Bomberos el servicio y se activa al resto de cuerpos y fuerzas de seguridad y emergencia, al tiempo que se informa al área de Patrimonio Histórico del Cabildo de Tenerife.

Llegados al lugar, los bomberos comprueban que los equipos de soldadura que se utilizaban en la reparación de la cubierta de La Concepción fueron abandonados en carga en el momento del terremoto, lo que causó un incendio en la entrecubierta de la iglesia que genera mucho humo y que se está propagando desde los pies hacia el altar del templo.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Una vez evaluada la situación inicial, un equipo de Bomberos procede a evacuar y rescatar a las personas que se encuentran atrapadas en el interior del inmueble, entre las que hay varios afectados que están aislados por el humo.

A continuación, realizan un despliegue de mangueras por el interior del templo para atacar el fuego desde tres ángulos distintos y evitar que se expanda. Así, un equipo de bomberos refresca el techo de la iglesia desde el interior, otro se ocupa de proteger el órgano y un tercero sube hasta la quinta planta de la Torre del templo, mediante una Unidad de Escala, para rescatar a un operario que se encuentra inconsciente y simular la inundación de la cubierta con espuma de alta expansión.

Una vez que el fuego está controlado, los efectivos del Consorcio comienzan a extraer los bienes históricos y obras de arte (cuadros, sillas, escultura, imágenes, etc.) que pueden verse afectados por el incendio y que son llevados al exterior para que el personal de Protección Civil los identifiquen empaquete y proceda a trasladarlos a un lugar seguro.

El siguiente paso del Plan de Intervención diseñado por Bomberos se refiere a la protección de la zona del Baptisterio y del Retablo de Anímas, donde dos equipos de efectivos proceden a colocar varios largueros de madera y plásticos, con el fin de reducir los posibles daños que pueda ocasionar el humo y el agua.

La última maniobra realizada se refiere al apuntalamiento destinado a estabilizar la estructura y a reforzar la Torre de la Iglesia y el Arco del Baptisterio, después de que se detectasen varias grietas y daños causados por el terremoto.

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario