FIRMAS Salvador García

Pobreza infantíl. Por Salvador García Llanos

2,2 millones de niños en situación de pobreza en nuestro país. España, Europa siglo XXI. Son muchos niños. En cualquier otro sitio, estarían escandalizados y avergonzados. Aquí, el Gobierno conservador dirá que es herencia del anterior. Y así seguirá el calvario, así continuará al galope la desesperanza.

Claro, porque los datos contrastados por organizaciones nacionales y extranjeras coinciden en que los presupuestos públicos para la infancia en esta España nuestra se han reducido considerablemente en los últimos años. Y lo que es peor: en la actualidad hay casi un millón de hogares con niños en los que todos los miembros adultos están inscritos en las listas de desempleo. Cáritas Europa, recordemos, registró el pasado mes de marzo que al menos un millón y medio de hogares españoles padecen una situación de exclusión social severa (un 70% más que en el año 2007). 
España, esta España de la permanente reforma, cada vez más parecida un Estado de malestar, es el segundo país de la Unión Europea (UE) con el mayor índice de pobreza infantil, solo superado por Rumanía.
Es absolutamente consecuente, con esas cifras, que los socialistas  tomen la iniciativa en las Cortes para lograr un acuerdo político que en el fondo signifique una lucha abierta y decidida contra la pobreza infantil, una lacra de nuestro tiempo ante la que no se puede ser indiferente. Es un problema muy extendido, luego instituciones y administraciones públicas deben hacer un gran esfuerzo de coordinación para dedicar recursos y producir medidas prácticas que permitan, cuando menos, paliar estos datos que abochornan dentro y fuera.
Es un problema de sensibilidad y de conciencia, por lo que se requiere voluntad política, compromiso y eficacia para solventarlo.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario

Comentarios recientes