Sin categorizar

Sólo un 3,8% de los niños toma un desayuno completo

Elblogoferoz.-  Uno de cada dos niños de 6 a 9 años tiene exceso de peso y sólo un 3,8% de los niños toma un desayuno completo, según el estudio Alimentación y actividad física, desarrollo infantil y obesidad (Aladino) en la que se encuestó a 7.659 niños y niñas pertenecientes a todas las comunidades.

Por esta razón, el servicio de Endocrinología y Nutrición del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria ha querido celebrar con sus usuarios y pacientes el Día Nacional de la Nutrición, que en su decimotercera edición, ha centrado sus actividades en la prevención de la obesidad y el sobrepeso infantil, sumándose a las actividades organizadas desde la Federación Española de Sociedades de Nutrición, Alimentación y  Dietética.

Para ello, se habilitaron dos puntos informativos en las entradas del centro hospitalario en los que personal de nutrición y dietética de La Candelaria hicieron entrega de material didáctico, además de ofrecer consejos prácticos para llevar una vida saludable desde edades tempranas para evitar las complicaciones derivadas de la obesidad en edad infantil.

El estudio Aladino ha detectado que el riesgo de obesidad es mayor en los niños que no desayunan, viven lejos de polideportivos o zonas verdes, dedican más tiempo a actividades sedentarias y duermen menos horas al día.

Por ello, los especialistas de La Candelaria del servicio de Endocrinología y Nutrición recuerdan que el desayuno es una comida muy importante y contribuye a que los niños tengan más energía para desarrollar las actividades escolares. Un desayuno equilibrado para los niños es el compuesto por lácteos, cereales y fruta, y puede completarse con aceite de oliva, mermelada, jamón york o pavo.

Hábitos saludables

Desayunar todos los días, consumir tres piezas de fruta al día, incluir verduras en comida y cena, así como tomar legumbres 2-3 veces a la semana e incrementar el consumo de cereales integrales, pescado azul y blanco, leche, yogur y queso bajos en grasa, junto a actividad física, evitaría factores de riesgo de sobrepeso y obesidad en la infancia.

Para los expertos en nutrición también es importante disminuir las carnes con grasa visible y piel, embutidos grasos; servir raciones más pequeñas, moderar el consumo de dulces, aperitivos de bolsa, bebidas y alimentos con azúcares añadidos, quesos grasos, salsas y alimentos precocinados, así como preferir preparaciones caseras utilizando preferiblemente aceite de oliva virgen para cocinar y aliñar.

Un buen hábito es comer en familia, realizar ejercicio físico diario (jugar al aire libre, caminar, subir escaleras) y practicar algún tipo de deporte de más intensidad, al igual que es necesario respetar la hora de acostarse para dormir un mínimo de 8-10 horas y evitar tener TV en la habitación.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario