Cultura SOCIEDAD

La gala de los Nobel

AGENCIAS.- Suecia y Noruega han celebrado ayer, como cada 10 de diciembre, la ceremonia de entrega de los premios Nobel, que en la edición 2013 ha estado marcada por la coincidencia con el funeral en recuerdo del ex presidente sudafricano Nelson Mandela, galardonado precisamente hace 20 años.

Más de 1.300 personas han acudido a la gala que cierra la jornada en el Ayuntamiento de Estocolmo, para cenar y escuchar a unos laureados entre los que ha faltado la premio Nobel de Literatura, Alice Munro, por motivos de salud. La ceremonia ha estado presidida por los reyes suecos.

Sin embargo, tanto este acto en la capital sueca como la entrega en Oslo del premio Nobel de la Paz, concedido en esta ocasión a la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPCW), han estado marcados por una asistencia menor a la habitual.

El primer ministro sueco, Fredrik Reinfeldt, y la princesa Victoria no han asistido porque han acudido al multitudinario funeral en recuerdo de Mandela celebrado en Johannesburgo. La princesa Magdalena tampoco ha participado, aunque en su caso por estar embarazada.

Además de Munro y la OPCW, también han sido reconocidos en 2013 los trabajos de Peter Higgs y François Englert (Física); Martin Karplus, Michael Levitt y Arieh Warshel (Química); James Rotham, Randy Schekman y Thomas Südhof (Medicina); y Lars Peter Hansen, Eugene Fama y Robert Shiller (Economía). Cada categoría está premiada con ocho millones de coronas suecas (unos 900.000 euros).

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario