FIRMAS Juan Velarde

Pastelería Granier: ¡Qué viva el libre mercado! Por Juan Velarde

La economía de libre mercado, como su propio nombre indica, implica que cada persona que tiene un negocio puede hacer lo que buenamente le venga en gana con él. Habrá quien lo apueste todo a la calidad estableciendo unos precios prohibitivos, pero confiando en que el cliente prefiera llevarse a casa un producto exclusivo. Otros comerciantes, en cambio, se lo juegan todo a reducir costes en la elaboración para dar a su público una mercancía lo más barata posible y hay quienes tratan de combinar ambos aspectos o, incluso, aun dándole un plus de calidad a sus producciones, coloca unos precios sumamente competitivos y eso parece despertar la envidia y las maledicencias de los competidores.

20131122213243-00000000aaaa111aaaagaaagranier.jpeg

Yendo al grano (y nunca mejor dicho), se ha levantado una agria polémica entre los obradores de la Villa y Corte porque una empresa, Granier, se ha implantado por varios lugares de Madrid y su provincia y está atrayendo a un ingente número de clientes ofreciéndoles calidad y unos precios que son más que atractivos. ¿Y qué pasa cuando el nuevo consigue atraer a un público que otros establecimientos ya creían fidelizado de por vida? Pues están entre los que lo asumen como algo normal y que son las reglas del mercado o quienes se cabrean y empiezan a levantar toda una serie de infundios que, dicho sea de paso, puede costarles una denuncia en los juzgados no sólo por falso testimonio, sino también por lesionar el honor y el nombre de una firma.

Como me gusta ser fiel a la realidad, me enteré de la existencia de Granier a través de un reportaje en El Mundo y que se titulaba ‘La guerra del curasán’ y se explicaba con todo lujo de detalles que mientras en este establecimiento te puedes tomar un croissant y dos cafés por 2,60 euros, en cualquier otra pastelería te puede salir la broma por el doble (y eso como poco). A mí, desde luego, me han conquistado y en la capital hay muchísimas tiendas de esta pastelería, así que puedo caer en la tentación en cualquier momento y en cualquier calle.

Dice la Asociación de Pasteleros de Madrid que han desaparecido 300 de las 800 pastelerías que había, pero pone el acento en que la llegada de Granier ha afectado a los sitios donde se ponen, es decir, que ya se tira con bala. Pero quien va con la artillería a tope es Francisco Valverde, fundador de Valpan y Vait, con más de 15 establecimientos, que se queja de que los precios de Granier son absolutamente imposibles e inasumibles con los costes actuales de materias primas y energía y añade que su objetivo es acabar con los negocios cercanos y cuando no haya competencia subir los precios.

Eso podría entenderse como una pataleta, pero lo siguiente ya es una acusación en toda regla que, evidentemente, los propietarios de Granier están valorando si meter o no en un juzgado. Asegura el fundador de Valpan sobre Granier que su “pan es congelado y la bollería es industrial, pone en peligro a los obradores, ya que los verdaderos panaderos, que hacen pan con materias primas de calidad, no pueden hacer frente a una competencia aparentemente desleal”.

Insisto en destacar que para mi desgracia o mi suerte soy bastante goloso y he probado croissants de varias pastelerías de Madrid, Barcelona, Santa Cruz de Tenerife, Salamanca….y este pasado viernes 22 de noviembre acudí a Granier en la calle Alcalá y puedo aseverar que no encontré diferencia alguna con otros que se hacen en esos obradores que algunos entienden más tradicionales. Bueno, sí que hallé una diferencia, que por lo que me cuesta en una pastelería equis un croissant, en Granier me llevé tres, uno para el momento y los otros dos que me los he desayunado tan ricamente mientras terminaba de hacer este artículo.

14 Comentarios

Clic aquí para publicar un comentario

  • Increíble este artículo. Te recomiendo que veas el reportaje de A3 del día 7 de abril de 2014. Son congelados y el proveedor es Fripan.
    Como decía Sherlock, cuando eliminas lo imposible, la verdad está en lo que queda, por increíble que parezca…..y en este caso parece que son congelados.

  • Y ?….que pasa por ser congelados?….estan buenos, son mas baratos y punto.

  • En el programa lo dijeron claro: esos cruasanes que te has «desayunado tan ricamente» son industriales, congelados y a tope de grasas Trans. Si eso te gusta, allá tú.

  • No pasa nada de nada porque sean congelados. Lo que si pasa es por las posibles consecuencias para la salud por los elementos que contienen. Es verdad que si los tomas eventualmente y no a diario es posible que no pase nada, pero si los consumes a diario ……

    Lo que si pasa es que a mi no me gusta que me engañen con «panaderías y pastelerías artesanas» que lo que tienen de artesanos es absolutamente nada. La fábrica que los produce, si no entendí mal, produce 28.000 unidades por hora con menos de 10 empleados…¿Artesanos?…NI ARTE NI SANOS. Si te quieres engañar allá tú.

  • Por cierto, si te lees este artículo defiende que Granier fabrica sus productos

    «se lo juegan todo a reducir costes en la elaboración para dar a su público una mercancía lo más barata posible y hay quienes tratan de combinar ambos aspectos o, incluso, aun dándole un plus de calidad a sus producciones, coloca unos precios sumamente competitivos y eso parece despertar la envidia y las maledicencias de los competidores.»

    Y además dice que :

    «Eso podría entenderse como una pataleta, pero lo siguiente ya es una acusación en toda regla que, evidentemente, los propietarios de Granier están valorando si meter o no en un juzgado.»

    Pero si ves el reportaje de A·3 verás la realidad del asunto….que parece que son congelados….que no pasa nada de nada, excepto que a mi me parece que esto se llama publicidad engañosa y atenta cuando menos contra los derechos de los ciudadanos y perjudica a los artesanos de verdad.

    Lo dicho NI ARTE NI SANO

  • ¿Calidad dices?.Tu no has comido un pan de calidad o un bollo de calidad si tu estándar de calidad lo marca Granier.

  • La historia y el fraude es que te venden algo congelado como artesano.Eso en mi pueblo es engañar al personal.

  • No entiendo tanta controversia, he sido pastelero he fabricado a mano 500.000 crusanes o «artesanalmante» como dicen algunos, hablo de hace 20 años, y tambien los congelabamos!!!! por excedente o por adelantar faena para el finde, creo que todo es mas sencillo si quieres crusanes de mucha mucha calidad y «sanos» ves al pequeño obrador y pagas lo que te piden, y los que no pues que vayan a granier, libre mercado, y si como parece por lo que dicen algunos parece que den poco menos que veneno pues que denuncien, si no a mi me parece que esto no es mas que el tipico deporte nacional que se llama envidia porque el vecino tiene exito, nada mas.

  • Todos estos que os quejais luego os vais al mcdonalds a poneros hasta el culo de hamburguesas «sanas», lo dicho envidia.

  • A ver si dejamos claras las cosas:
    En este país los precios son libres y compara o dejar de hacerlo también. El precio lo marcan el juego más o menos libre de la oferta y la demanda.
    Una de las pocas obligaciones que tienen los suministradores de productos es la de facilitar al consumidor una información veraz. Si no lo hacen nos están engañando (activa o pasivamente) porque nos inducen a tomar una decisión basada en datos erróneos o abiertamente falsos.
    En el caso de Granier ofrecen a un precio muy competitivo un producto que dicen o hacen pensar que es artesano cuando no lo es. Puede estar muy bueno, igual en sabor, textura…etc. no hay diferencias apreciables, pero los productos que se usan en la elaboración industrial no son los mismos que los de la producción artesanal (no todas las harinas ni las levaduras valen para todo), en consecuencia: Si vendo un producto cómo artesano sin serlo, aunque no lesione los derechos económicos de mis clientes, sí lo estoy engañando porque está consumiendo unos productos que no tienen las características que él fundadamente espera.
    Y termino con una pregunta ¿Podría ser que el incremento de la incidencia de la celiaquía y otras alteraciones digestivas en los últimos años tenga algo que ver con el incremento del consumo de pan y bollería industrial?

  • Analíticamente hablando (trabajo en un laboratorio), el contenido en grasas satruradas es muy elevado en las masas de PAN. Evidentemente en los hojaldres de bollería/pastelería los ìndices se disparan.

    SIn duda, un pan de obrador es mucho más sano. En cuanto a la bollería habría mucho que hablar.

  • Pero vamos a ver que no entiendes de la parte que los hace una fábrica ? Solo lees congelar y listo pero vienen de una maldita fábrica , tú no eres un panadero, no dignificas tu esfuerzo y tu trabajo lo rebajas con tus opiniones que intuyo que en tu vida has amasado una barra de pan.

  • Para Francisco, si tu calidad la basas en granier poco paladar o estómago tienes, además ellos están reventando precios para quedarse con un porcentaje alto del mercado y luego venderte mierda a precio de oro. De todas formas cada uno puede ir donde quiera pero ni son artesanos, pagan fatal a sus trabajadores, sus trabajadores no están cualificados, el café es del más barato, el servicio es pésimo… Después vamos a otros sitios muy buenos y por 1€ por servicio pedimos lo imposible.. Arrieritos somos…