FIRMAS Marisol Ayala

La Guardia Civil investiga a tres pederastas escoceses por la desaparición de Yéremi Vargas. Por Marisol Ayala

Los tres pederastas se encontraban en Gran Canaria y la Guardia Civil maneja el móvil sexual

 

Como ya es sabido la Guardia Civil está investigando a tres pederastas escoceses, dos de ellos ya en la cárcel en su país, por si tuvieran alguna relación con la desaparición hace seis años en Vecindario (Gran Canaria) del pequeño Yéremi Vargas, que entonces tenía siete años. Dado la importancia de la ciudadanía para confirmar si los tres estuvieron en Gran Canaria en los fechas que desapareció Yéremi colgamos sus fotos. Todo esfuerzo será poco para ayudar a la investigación.

Los tres sospechosos del secuestro de Yeremi Vargas
Los tres sospechosos del secuestro de Yeremi Vargas

Los agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil se desplazaron en octubre a Escocia para tomar declaración a los investigados que están presos, quienes guardaron silencio respecto a la desaparición del niño cuando jugaba con sus primos en un solar.

Los tres sospechosos se encontraban en Gran Canaria cuando ocurrió la desaparición del menor, por lo que la Guardia Civil, que ha manejado el móvil sexual como la hipótesis más probable, ha difundido la foto de dos de ellos y pide la colaboración ciudadana, especialmente de los escoceses, por si alguna persona pudo verlos en el lugar ese día, el 10 de marzo de 2007.

El diario escocés ‘The Scotsman’ publica las imágenes de Charles Bernard Doyle O’Neill, de 50 años, y William Hugh Lauchlan, de 36, los dos sospechosos que están presos. La Guardia Civil investiga también a Ewan McDonald Wilson, de 62 años, que se encuentra en libertad.

Ese periódico escocés recoge unas declaraciones hechas hace tres años por la madre de Yéremi, Ithaisa Suárez, en las que la canaria expresaba su temor a que O’Neill y Lauchlan estuvieran implicados en la desaparición del niño. “Si han cogido a Yéremi, les rogaría que hablaran con los detectives en Escocia”, señalaba entonces la madre del pequeño.

Historial delictivo

Según las fuentes, uno de los reclusos cumple cadena perpetua en una cárcel escocesa por homicidio y desaparición de una madre y agresión sexual al hijo de ésta, mientras que el otro preso también está condenado por agresiones a menores. El tercero, en libertad, ha sido investigado en varias ocasiones por el mismo delito.

Los tres, tal y como han podido comprobar los investigadores, estaban en marzo de 2007 en Gran Canaria y tenían relaciones de amistad y de trabajo en el barrio de Los Llanos, donde se ubicaba la vivienda familiar de Yéremi, muy próxima al solar donde jugaba con sus primos cuando desapareció.

Durante un tiempo, los tres pederastas residieron en la zona, donde alquilaron una casa. De hecho, los dos que están ahora en prisión tuvieron una empresa de limpieza en la isla de nombre Rainbow Cleaning Service S.L., y el otro también trabajaba en Gran Canaria.

 

Una mujer los vio en Vecindario

Precisamente, en 2012, una mujer inglesa advirtió a los investigadores de que había visto en Vecindario a los pederastas. El perfil criminal de los investigados, su estancia en Gran Canaria y, en concreto en la zona de la desaparición, y la declaración de esa mujer aumentan la confianza de los agentes, que no tiran la toalla.

Yeremi Vargas

En diciembre del año pasado se produjo una actuación sobre la que se tenían muchas esperanzas, después de detener una persona por acoso a sus sobrinas que se creyó que podía tener relación con la desaparición de Yéremi, pero se llegó a otro punto sin salida, según señalaron en su día los investigadores.

Los padres de Yéremi denunciaron su desaparición a las pocas horas de producirse. Durante aquellas primeras semanas, la investigación abarcó tanto al entorno familiar como a amistades, maestros y vecinos. Familiares, amigos y vecinos de toda la isla se volcaron en la búsqueda del niño.

Los padres de Yeremi siempre apostaron por la hipótesis del secuestro. “Cada día que pasa de rastreo y no hay datos de Yeremi, nos refuerza más nuestra hipótesis de que alguien lo haya cogido y esté vivo”, señaló su tía Milagros. En marzo de 2012, con motivo de los cinco años de desaparición de Yeremi, agentes de la Guarida Civil aportaron datos sobre la ropa que llevaba el pequeño aquel día, así como la de dos coches, un Opel Corsa blanco y un Renault Clio negro, que habrían estado por la barriada donde se encontraba Yéremi.

EL ABUELO DE YEREMY, ESPERANZADO.

José Suárez, abuelo de Yéremi Vargas, cree que ahora «sí puede haber algo» sobre la desaparición de su nieto, a raíz del viaje de agentes de la Guardia Civil a Escocia para interrogar a dos pederastas, aunque se muestra cauteloso.

El abuelo del pequeño Yéremi ha confirmado el viaje de los agentes, que interrogaron a los dos hombres sobre la presunta implicación de un tercero en la desaparición del niño grancanario. En una de las tantas entrevistas que le hicieron ayer José dijo que desde el día que desaparecio su nieto “uno no tiene vida”. Está previsto que hoy a las 12 H. en la TV Canaria dentro del programa CanariasHoy lo entrevistemos en directe.

Suárez recordó que a los pederastas escoceses, que se encuentran en prisión, ya se les había investigado porque se encontraban en Gran Canaria cuando Yéremi desapareció el 10 de marzo de 2007.

Sin embargo ahora los agentes han viajado hasta Escocia para interrogar a los dos pederastas con el fin de conocer datos sobre la implicación de una persona en la desaparición del niño.

Las investigaciones las lleva a cabo la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil que trabaja en el caso desde que en 2007 Yéremi Vargas desapareciera en las inmediaciones de la vivienda familiar, en Vecindario, en el municipio grancanario de Santa Lucía de Tirajana.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario