Sin categorizar

La Academia de Bellas Artes de Santa Cruz celebra su centenario con una exposición

Elblogoferoz.-La tercera teniente de alcalde y presidenta del Organismo Autónomo de Cultura (OAC) del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, Clara Segura, acompañada por la presidenta de la Real Academia Canaria de Bellas Artes de San Miguel Arcángel, Rosario Álvarez, presentó ayer miércoles la exposición ‘La Academia y el Museo. Conmemoración de un centenario (1913-2013)’, que abrirá oficialmente sus puertas al público a las 20.30 horas de este jueves. Al acto de presentación también asistieron los comisarios de la muestra, Gerardo Fuentes y Ana Luisa González Reimers.

La exposición, que se podrá visitar en el Museo Municipal de Bellas Artes hasta el 31 de enero de 2014, celebra un acontecimiento de excepcional importancia para las islas, el restablecimiento de la Real Academia de Bellas Artes en al año 1913.

Clara Segura manifestó que esta muestra, que incluye 75 piezas entre óleos, acuarelas, dibujos, grabados y esculturas, refleja parte de la importantísima labor desarrollada por la Academia de Bellas Artes y su aportación al acervo cultural de la ciudad y de todas las islas. La edil resaltó que para el OAC es motivo de orgullo poder participar directamente en los actos que conmemoran este centenario.

Rosario Álvarez se refirió a los orígenes de la Real Academia y a las grandes figuras que han formado parte de ella, muchas de cuyas obras integran los fondos del Museo Municipal de Bellas Artes.

La muestra, programada por el OAC celebra un acontecimiento de excepcional importancia para Canarias: el restablecimiento de la Real Academia de Bellas Artes por el rey don Alfonso XIII mediante Real Decreto de 18 de julio de 1913. La Real Academia había sido fundada también por el Real Decreto de 31 de octubre de 1849 por la reina doña Isabel II.

Integran la  exposición obras de artistas de la primera etapa (1849-1869) que ejercieron su labor docente dentro de la Academia. Asimismo se muestran creaciones de destacados académicos de la segunda etapa, a partir de 1913, cuyas obras se conservan en el Museo Municipal. Para completar el panorama artístico la Academia en su sede actual abrirá sus puertas para que el público pueda tener una visión global de lo que ha supuesto el desarrollo de las Bellas Artes en el seno de la Academia.

Las obras se exponen en cuatro salas y están presididas por los retratos de los reyes Isabel II y Alfonso XIII. Bajo el reinado de Isabel II se fundó, junto con otras trece academias, la entonces Academia Provincial de Bellas Artes de Canarias con sede en Santa Cruz de Tenerife, por Real decreto del 31 de Octubre de 1849, abarcando el ámbito de todas las islas. En 1913, tras un periodo de decadencia, se reactivó su actividad bajo el reinado de Alfonso XIII, cuyo centenario es el que ahora se conmemora. Los retratos reales permanecen expuestos en el vestíbulo de la segunda planta del Museo Municipal.

La siguiente sala está dedicada a la pintura fundamentalmente de paisajes de Nicolás Alfaro y Brieva, el gran paisajista romántico, cuya producción artística se desarrolló en la segunda mitad del siglo XIX.

En las dos siguientes salas se exponen las obras de los académicos por orden cronológico, comenzando por Lorenz Pastor y Castro, académico del periodo inicial de la corporación canaria, Luis de la Cruz y Ríos, Fernando Estévez, Cirilo Truilhé Hernández, Filiberto Lallier, Gumersindo Robayna, Ángel Romero Mateos, Eduardo Tarquis Rodríguez, Teodomiro Robayna, Manuel López Ruiz, Nicolás Oliva Blardony, Antonio González, Suárez, Manuel Martín González, Francisco Borges Salas, Miguel Márquez Peñate, Cejas Zaldívar, Pedro Guezala y Jesús Ortiz. En una sala se ha recreado un gabinete de trabajo semejante al espacio utilizado en la docencia artística en el siglo XIX.

La exposición cuenta con un catálogo elaborado por los comisarios de la muestra, los académicos don Gerardo Fuentes Pérez y doña Ana Luisa González Reimers, y un interesante estudio sobre el devenir histórico de la Academia, elaborado por el académico don Lothar Siemens.

 

 

 

 

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario