FIRMAS Sin categorizar

Alexis Ravelo presenta ‘Morir despacio’, cuarta entrega de la serie negro criminal Eladio Monroy. Por Eduardo García Rojas

El escritor Alexis Ravelo presenta el 5 de diciembre en el Museo Poeta Domingo Rivero, calle Torres, nº 10 de Las Palmas de Gran Canaria, Morir despacio (Anroart Ediciones) cuarta novela de la serie que protagoniza el ex marinero,  gourmet y algo canalla Eladio Monroy.

Esta nueva entrega –tras Tres funerales para Eladio Monroy, Sólo muertos y Los tipos duros no leen poesía–  comienza con un muerto, un supuesto suicida, y la aparición de un Monroy más relajado, que ha renunciado a sus chanchullos y quiere ordenar su vida tras reconciliarse con su hija. Sin embargo, y tras la petición de un asesor laboral retirado, padre del supuesto suicida, que hace trabajos informáticos para un periódico digital, se complican las cosas y aparecen, como en toda novela negra criminal que se precie, muertos y más muertos.

Morir despacio, avanza Ravelo, es una novela pegada a la realidad cuyo transfondo es el de la crisis que nos hace un poco más miserables. De hecho, el escritor saca los colores a los  poderes de toda la vida al denunciar cómo se están aprovechando de la coyuntura actual para vulnerar derechos y reducir libertades.

“La novela transcurre en la primavera de 2012 y comienza con un asesor laboral leyéndose el decretazo de febrero”, explica el escritor grancanario en la que podría ser la novela más políticamente incorrecta de la ya hoy tetralogía Eladio Monroy.

Acompañarán al escritor en la presentación Javier Doreste Zamora, hijo de Ventura Doreste, y Juan Manuel Brito Díaz, miembro de Acción en Red Canarias, también historiador.

Está previsto también que en febrero de 2013 se publique La estrategia del pequinés (Alrevés), una nueva incursión en el género negro criminal de Alexis Ravelo, aunque este título no pertenece al ciclo Monroy sino a la línea más dura, violenta y crítica de uno de los representantes más sólidos e interesantes de la literatura policiaca en el archipiélago.

Saludos, ¡Vuelve Eladio Monroy!, desde este lado del ordenador.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario