Sin categorizar

Rivero avanza que «vamos a tratar de ilusionar» a otras compañías aéreas para que «pronto» comiencen a operar entre Islas

ACN PRESS.-El presidente del Gobierno canario, Paulino Rivero, avanzó este mediodía en Las Palmas de Gran Canaria, que su Ejecutivo trabaja para conseguir que otras compañías aéreas comiencen a operar entre islas, y fomentar así la competencia, desaparecida tras el cierre anunciado ayer por la compañía Islas Airways.

Rivero, que no adelantó á qué compañías se hará la propuesta, sí afirmó que «vamos a tratar de ilusionar», porque «en Canarias existe un potencial muy importante, a pesar de la crisis, ya que la movilidad entre islas es una pura necesidad». Esto produce un tráfico «muy importante entre islas».

Rivero, que hizo estas declaraciones tras asistir a la entrega de los premios solidarios de la Once, se mostró disconforme con las declaraciones de los miembros del Partido Popular, que lo calificaron de «imprudente» al responsabilizar al Estado del cierre de Islas Airways, y le recordaron que la compañía está siendo investigada por Fiscalía por un supuesto uso fraudulento de unas subvenciones. «¿Qué tiene que ver que haya una investigación de la Fiscalía en marcha con cerrar el grifo de los recursos a los que tiene derecho una compañía aérea que ha llegado a transportar a 700.000 pasajeros en Canarias?».

El presidente destacó «el daño que significa para Canarias que una compañía aérea o marítima se nos caiga. Estas cosas, hasta que no suceden no se piensan, es igual que si hubiera caído Binter. En Canarias que no tenemos carreteras ni trenes que unan las islas, el transporte aéreo y marítimo es fundamental para nosotros».

Rivero recordó que «nosotros tenemos un sistema protegido conseguido en 1998, pero es fundamental dentro de este sistema tener competencia entre compañías». Porque mientras «ha existido la posibilidad de beneficiarnos todos los canarios de las ofertas que tenían las dos compañías». Sin embargo «nos hemos quedado con un monopolio, y ¿quién va a sentir el perjuicio? Los usuarios», sentenció.

El presidente canario lamentó que para el Gobierno español no mereciera » la pena prestarle atención para resolver el problema, sabiendo el asunto estratégico que representa para las islas una compañía aérea». Y finalizó asegurando que «si existen responsabilidades, que se depuren, pero lo que no se puede es alargarlo eternamente en el tiempo, sin financiar la parte que le corresponde al gobierno de España y dejar morir la compañía». Rivero recordó también el que «300 personas» han perdido su puesto de trabajo, y todo, «por la incapacidad del Gobierno de España de dar una respuesta a este tema».

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario