Sin categorizar

Canarias impulsa un programa para reducir las tasas de abandono y fracaso escolar

Elblogoferoz.-La Consejería de Educación, Universidades y Sostenibilidad ha puesto en marcha el curso actual en 30 centros públicos que imparten Infantil y Primaria en la Comunidad Autónoma de Canarias la segunda fase del Programa Infancia. Tiene como objetivo iniciar el desarrollo de las competencias básicas desde edades tempranas de la enseñanza: 2º ciclo de Educación Infantil y 1º ciclo de Educación Primaria.

“El Programa Infancia nace desde la convicción de que la Educación Infantil y los primeros niveles de la Educación Primaria tienen importancia vital en el desarrollo de todas las potencialidades y capacidades de los escolares, sus efectos favorables en la prevención de desigualdades y como medida encaminada a favorecer el éxito escolar del alumnado”, explicó ayer en comparecencia parlamentaria, José Miguel Pérez, vicepresidente y consejero de Educación, Universidades y Sostenibilidad.

El Programa Infancia se afianza en tres pilares fundamentales: La actualización metodológica del profesorado de los niveles señalados; la coordinación interetapas para facilitar la transición del alumnado; y las medidas específicas de apoyo orientadas a favorecer el desarrollo de las competencias básicas, prioritariamente el de la competencia en comunicación lingüística, a la vez que se previenen posibles desajustes o dificultades en el proceso de aprendizaje.

“Para impulsar el desarrollo de las competencias profesionales, la Consejería organiza diferentes acciones formativas dirigidas al profesorado que imparte docencia en el 2º ciclo de Educación Infantil y el 1º ciclo de Educación Primaria, que se centran fundamentalmente en el dominio de técnicas de trabajo didáctico para el alumnado de 3 a 8 años; el diseño y desarrollo de actividades de aprendizaje que posibiliten la adquisición de los objetivos planteados para ambos ciclos, sentando las bases de las competencias básicas; así como el desarrollo de relaciones constructivas con las familias, el entorno y entre el propio profesorado”, detalló Pérez.

 Transición

Explica el vicepresidente que para favorecer la transición del alumnado de Educación Infantil y Educación Primaria se llevará a cabo una adecuada coordinación entre el profesorado de ambas etapas, que deberá centrarse fundamentalmente en los siguientes objetivos: Favorecer la coherencia curricular entre ambos ciclos; formalizar y consolidar los aprendizajes a través de la continuidad en los principios metodológicos y los enfoques de la enseñanza e iniciar la adquisición de las competencias básicas; crear las condiciones adecuadas para el cambio de una etapa a otra; y, por último, adoptar acuerdos y decisiones que se concreten en la Programación Anual en medidas que garanticen dicha coordinación a través de un Plan de Transición.

El tercer y último pilar del Programa Infancia es un Plan de Apoyo, que favorezca la intervención conjunta de dos docentes en el aula, en momentos puntuales, con cado grupo de los niveles mencionados.

 

“El maestro o maestra que realice los apoyos en el aula con el profesorado tutor será, asimismo, la persona encargada de la coordinación del proyecto. A estos efectos, la Administración educativa ha nombrado a jornada completa a un maestro o maestra para que la persona que coordine pueda realizar las acciones inherentes a esa coordinación y los apoyos en el aula previstos”, concluyó.

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario