FIRMAS Juan Velarde

NNGG de Valencia: dando el cante. Por Juan Velarde

Dan la nota. Hay políticos o, mejor dicho, proyecto de ellos, que deberían de reflexionar seriamente antes de lanzar una idea, sobre todo si utilizan el ciberespacio para que el resto de los mortales nos enteremos de sus iniciativas. Una excelente propuesta arrasará, al igual que una astracanada te acaba convirtiendo en carne de Youtube y de programas de zapping, amén de que te dejan marcada la carrera política de por vida. Acabarás siendo uno de esos frikis que pululan por nuestro espectro como un Ruiz Mateos, Mario Conde o cualquiera de estos personajillos mediáticos que creen que tener notoriedad es contar con avales de la sociedad. ¡Craso error! Sólo se cuenta, en todo caso, con un apoyo puntual, aprovechando al máximo el descontento de las masas.

20120922140303-nnggvalencia.jpg

El caso es que hace unos días tenía conocimiento de la ‘espectacular’ idea lanzada por los jovenzuelos del PP de Valencia. Su idea para luchar contra la crisis es una canción rockera ‘De esta salimos’ y a la que sólo le falta un detalle para ser perfecta, que en los coros estuviese Andrea Fabra diciendo el mítico “que se jodan”. Vamos, no está patrocinado el vídeo por Forever Young de milagro.

De verdad, que los que son la cantera de la política española, gente de entre 18 y 30 años, plenamente conscientes de que la situación no está para frivolidades, para canciones ni nada por el estilo, se dediquen a perder el tiempo en darle a la guitarra, a la batería o al órgano y nos vendan vacuo optimismo.

A los más de cinco millones de parados de este país no les va a sacar de su desesperada situación una canción que diga que ‘de esta salimos’. No se ve la luz al final del túnel, lo diga Rajoy, Soraya o la cantera de los populares valencianos. Es todo una falacia y una vil mentira que ya no cuela, pero que igual la sostienen hasta el 21 de octubre porque nuevamente las urnas son un condicionante demasiado goloso como para renunciar a él. Aunque viendo lo que pasó en las elecciones de Andalucía, cuando desde Moncloa se retrasaron las reformas económicas hasta que no se depositasen las papeletas en las urnas, tampoco sería de extrañar que en Galicia el PP se lleve un susto morrocotudo. En el País Vasco ya saben los populares que van a saltar al precipicio, pero eso da igual, los Basagoiti y Oyarzábal brindarán con cava por los excelentes resultados de Bildu. Es más, les gustaría estar dentro de esa formación echando unas risas con Otegi y Bolinaga.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario