Canarias Espectáculos SOCIEDAD

Rosana: «Estoy dispuesta a disparar canciones y derribar desesperanzas»

ACN PRESS/ Silvia Curbelo.-Rosana aterriza en Lanzarote dispuesta a “disparar canciones y derribar desesperanzas”, después de seis años sin ofrecer un concierto en su tierra. Vuelve con ‘Buenos días, mundo’, una gira que rescata también éxitos como ‘A fuego lento’, ‘Magia’ o ‘Llegaremos a tiempo’. Pero también llega dispuesta a dejar las cosas claras.

Está «molesta» con la campaña que, a su juicio, se ha llevado a cabo el Cabildo insular porque “soy incapaz de decir a la gente cómo tiene vestir como para pedir a la ciudadanía en mi nombre que actúe de una determinada forma.” “Me preocupa el petróleo en Lanzarote, como el volcán en El Hierro y el fuego en el resto de las islas” reitera la cantante, “porque lo que me interesa por encima de todo es la gente, y en ella encuentro la inspiración para componer mis canciones”.

“El nuevo disco tiene un sonido más eléctrico y visceral, similar al que siempre ha caracterizado a los conciertos. Pero la esencia es la misma, solo que antes decía ‘mejor vivir sin miedo’ y ahora digo ‘buenos días, mundo”, explica Rosana, quien reconoce así que la alternativa a la canción de autor es el sonido más electrico y rockero.

Su concierto del viernes está patrocinado por una empresa de coches de alquiler, lo que para la profesional no es n ningún inconveniente a la hora de defender las energías limpias. «Hay que tener en cuenta que están intentando que las energías limpias formen parte de sus nuevos vehículos”, recalca. Rosana además quiere acallar las críticas por su adhesión al movimiento en contra de las plataformas petrolíferas. «Como ciudadana canaria y conejera estoy en contra del petróleo y a favor de la vida, pero no soy una persona política. Una cosa es el concierto y otra la manifestación, aunque puntualmente se unan en el tiempo”, asegura.

No sabe por qué ha tenido que esperar más de un lustro para volver a dar un concierto “en casa” aunque cree que quizás se deba a una preferencia por traer “a cantantes de más envergadura”. Ésta será su primera actuación de pago en la Isla: “La entrada es simbólica y sirve para cubrir los gastos de un concierto de este tipo”, asegura la artista.

Comerse el mundo

A pesar de ello, Rosana espera que haya lleno total. Su deseo es que la gente vuelva a decirle al cierre que “se va con ganas de comerse el mundo”.

Rosana tiene mucho trabajo, dentro y fuera de España, porque ante la crisis de la industria discográfica todos los artistas apuestan por la carretera. La cantautora cree que “estamos en un momento de cambio”. “En este país se ha fomentado la música gratis mientras en otros lugares la gente tiene claro que un músico tiene el mismo derecho que cualquier otro profesional a vivir de su trabajo”.

“Lo más fácil”, continúa la cantante, “es echarle la culpa a los músicos”. “Yo invitaba a mi familia y a mis amigos a venir conmigo cualquier día, 24 horas: a una ‘promo’, a componer, grabar videos o ir a una sesión de fotos… ¡A ver si eres capaz de mantener el ritmo y valorar la profesión!», consideró.

A pesar de esa “mala costumbre” del ‘todo gratis’ Rosana confía en que “cuando el ser humano tenga información de lo que la música es, la pondrá en su lugar”. ¿Y qué es la música? “Es como el aire. Solamente notas que te hace falta cuando te tapan la nariz y la boca”, explica Rosana por si alguien no tenía claro eso de ‘qué es la música’.

Componer mientras está recorriendo el mundo le parece impensable: “Quedarse en pelotas en un papel en blanco no es algo fácil, por todo lo que sangras y por cómo te vacías en cada palabra que escribes, por eso cuando compongo, sólo compongo, y cuando estoy de gira, sólo estoy de gira”. Lo que puede garantizar es que sus nuevos trabajos, como los anteriores, estarán empapados de algún modo con Lanzarote, “porque uno es el resultado del sitio donde nació”.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario