Consumo ECONOMÍA E INDUSTRIA SOCIEDAD Tecnología Turismo

Media hora menos entre Las Palmas y Tenerife

Juan Carlos Díaz Lorenzo/Foto: Bermaxo. Como no podría ser de otro modo, la prueba que ayer hizo el ferry “Volcán de Tijarafe” desde el muelle exterior en construcción conocido como La Esfinge, en el puerto de Las Palmas y el de Santa Cruz de Tenerife, alcanzó el éxito esperado y reduce en unos 30 minutos, aproximadamente, la duración de la travesía entre las dos capitales canarias. No cabía esperar lo contrario, llevando a bordo al presidente del Gobierno de Canarias y sabiendo, de antemano, que tiene garantizada la noticia favorable.

De dos horas 45 minutos –la mayoría de las veces son tres horas- a dos horas diez minutos. A ver si es verdad que ese tiempo se mantiene cuando se produzca el cambio definitivo de atraque, dicen para que el próximo mes de agosto, semana antes o semana después. Porque ayer, con la mar aceptable, el barco se mantuvo un buen rato entre 22,4 y 22,9 nudos. A esa velocidad iba cuando se cruzó de vuelta encontrada con el ferry “Volcán de Timanfaya” que, como no estaba de prueba, mantenía casi 21 nudos (entre 20,8 y 20,9). Y esa diferencia se nota.

Otro hito para Naviera Armas y su buque “Volcán de Tijarafe”

El promotor de esta prueba es la Autoridad Portuaria de Las Palmas, a la que vemos cada día más volcada en la potenciación de su puerto. Dice nuestro colega Aníbal Ramírez, en “La Provincia”, que se trata de un viaje histórico. Discrepamos. Que se lo pregunte a su maestro Juan Francisco Fonte. Lo será en todo caso para Naviera Armas.

El viaje histórico entre las dos capitales canarias lo hizo en julio de 1975 el ferry “Ciudad de La Laguna” –capitán, Tomás Ravelo- casi en el mismo tiempo que lo ha hecho ahora, 37 años después, el ferry “Volcán de Tijarafe” y, sin duda, podría haberlo hecho hace algo más de un año el ferry “Volcán del Teide”, si aplicara entre las dos capitales canarias los 26 ó 28 nudos que hace cuando viaja a Huelva.

La prueba de ayer tiene otra lectura. Dice el director comercial de Naviera Armas que el ahorro de combustible que supondrá la menor duración del viaje desde el futuro atraque de La Esfinge se trasladará al precio del billete y comentó la posibilidad de que los tres viajes diarios entre Las Palmas y Santa Cruz –excepto sábados, por ejemplo, en que no es posible ir y volver en el día entre Santa Cruz y Las Palmas- tenga una “salida extra” debido al recorte de tiempo.

Lo ponemos en duda. Al menos, hasta que las cosas mejoren. No existe demanda que justifique un cuarto viaje –no la hay en estos momentos para tres viajes diarios-, con lo cual parece más el afán de ganar un titular en los medios de comunicación que otra cosa. El precio del fuel está por las nubes y el mercado no está para experimentos. Ni para subir velocidad ni para hacer más viajes. Las tarifas ya no son lo baratas que eran hace unos meses. La famosa “tarifa volcán” de Los Cristianos a La Palma, por ejemplo, se ha duplicado.

Naviera Armas pretende, además, arañar mercado a Fred. Olsen Express en la línea Tenerife-Agaete, en la que ha intentado entrar, sin éxito, desde hace mucho tiempo. De ahí el interés de potenciar la menor duración del viaje entre las dos capitales canarias que, con maniobras incluidas, al final quedará en dos horas 45 minutos si consideramos 15 minutos de duración en cada puerto, en lo que modera, revira y atraca. En todo caso, la noticia es buena.


Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario