Sin categorizar

Neumólogos de La Candelaria ofrecen estrategias a padres e hijos para evitar el consumo de tabaco

Elblogoferoz.- Cada seis segundos fallece una persona en el mundo debido al consumo de tabaco. Esta cifra ofrecida porla Organización Mundial de la Salud(OMS) no es el único dato preocupante, pues esta misma institución internacional afirma el tabaquismo mata anualmente a seis millones de personas, de las que  600.000 eran no fumadoras expuestas al humo de esta sustancia.

Precisamente para alertar de este problema de salud pública y ofrecer a las familias la información necesaria con el objetivo de evitar el tabaquismo, neumólogos del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria (HUNSC), adscrito ala Consejeríade Sanidad del Gobierno de Canarias, llevaron a cabo ayer, coincidiendo con la celebración del Día Mundial Sin Tabaco, un aula informativa para padres e hijos a los que se les ha ofrecido información sobre los efectos perjudiciales derivados de fumar.

De esta manera, los profesionales del HUNSC han querido concienciar al entorno familiar de la gravedad del tabaquismo, considerada una enfermedad adictiva crónica que mata progresivamente. “ Un cigarrillo contiene más de 600 sustancias nocivas y entre ellas, la más peligrosa es la nicotina porque produce una falsa sensación de placer mientras genera adicción en el organismo”, detalla Ruth Pitti, neumóloga del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria.

El tabaquismo disminuye el rendimiento físico, atrofia el olfato y el gusto, además de provocar mal aliento, manchas en la dentadura y efectos en la piel en una primera fase para con el paso de los años, derivar en enfermedades cardiopulmonares como cáncer, bronquitis crónica y EPOC. “Sabiendo lo nocivo que es su consumo es vital que los padres den ejemplo y no fumen, que el domicilio sea un espacio sin humo, lo que da lugar a un aire más limpio además de evitar la repetición de comportamientos por imitación en los más pequeños de la casa”, recalca Lorenzo Pérez, neumólogo del HUNSC.

 

Los niños y adolescentes que acudieron al taller participaron activamente junto a sus padres realizando numerosas preguntas a los neumólogos, como por ejemplo, cómo podían ayudar los medicamentos a una persona a dejar el tabaco, por qué las cajetillas de cigarrillos tenían precios diferentes o también si la toxicidad del tabaco también resultaba perjudicial para el medio ambiente.

Cuando fumar es una ‘moda’

El taller impartido por los neumólogos del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria ha incidido en la prevención en edades tempranas puesto que muchos de los adolescentes se inician en el consumo de tabaco en esta etapa de la vida influenciados por la ‘presión social’.

“Entre los propios jóvenes se ha instaurado la idea de que fumar es un reconocimiento social en  el entorno más próximo, que es en el que se encuentran las amistades, cuando es todo lo contrario. Fumar no convertirá a nadie en líder de un grupo, ni lo convertirá en una persona adulta ni con opiniones más relevantes; todo lo contrario, fumar implica un comportamiento poco maduro porque lo que consigue es perjudicar seriamente la salud”, recalcan los neumólogos.

 

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario