FIRMAS

Garachico: Un puerto perdido hace tres siglos. Por José Manuel Ledesma

Garachico fue fundada por el banquero genovés Cristóbal de Ponte en 1496, tras la conquista de Tenerife. De su puerto zarpaban los navíos cargados de azúcar, trigo y vino para las principales ciudades europeas, motivo por el que en sus cercanías se levantaron grandes almacenes –Los Silos-

Garachico formaba parte de los puertos que, a falta de carreteras, unía los distintos pueblos de la Isla y del Archipiélago con el resto del Mundo.

 

Mapa antiguo de la Villa de Garachico.

 

El 11 de diciembre de 1645, un fuerte aluvión de tierras, piedras y árboles cayó sobre la bahía, hundiendo a 40 barcos, ahogando a centenares de personas, y haciendo desaparecer los caminos que conducían al embarcadero; sin tiempo ni dinero para limpiarlo, en la madrugada del 5 de mayo de 1706, siete coladas de lava, procedentes del volcán de Trevejo o Arenas Negras, bajaron por la ladera, arrasando y sepultando gran parte de la Villa, cegando gran parte de su concha o dársena, obstruyendo el brazo donde fondeaban los buques.

Los habitantes se adaptaron pronto a esta reducida manga de mar, y por un estrecho caletón continuaron exportando sus producciones agrícolas.

Durante más de tres siglos, el pueblo ha venido reclamando un puerto donde poder llevar a cabo las labores del comercio y de la pesca; por ello, cuando José Ochoa y Benjumea, es nombrado Ingeniero Director de la Junta de Obras del Puerto de Santa Cruz de Tenerife, el 3 de noviembre de 1928, y lograba que el Consejo de Ministros aprobara el proyecto de ampliación del puerto de Garachico y la construcción de un nuevo camino de acceso, en la Villa se celebró una gran fiesta, se colocó la primera piedra y, al ingeniero, en señal de reconocimiento a su beneficiosa labor, le nombraron hijo adoptivo y le dedicaron una calle, hoy se llama La Marina.

Pero los intereses políticos lograron que las obras quedaran paralizadas y, ante este desagravio, al ingeniero le suspendieron todos los honores descritos.

En 1980, vuelve a aparecer un nuevo proyecto de Puerto en la costa de Garachico, en la bahía de Las Aguas, en el lado opuesto del viejo refugio; pero debido a diversos problemas, las obras se suspendieron a principios de 1983.

 

Plano del puerto de Garachico.

 

Por fin, el puerto
En 1998, se redacta el estudio de viabilidad de un puerto de refugio en Garachico, en la zona anteriormente señalada, la bahía de Las Aguas, al Este de la localidad. En mayo de 1999 se publica en el BOE, se adjudica a las empresas constructoras y, en noviembre del mismo año, se firma el contrato de obra.

El pasado sábado, 12 de mayo de 2012, fue inaugurado el nuevo puerto de Garachico por el presidente del Gobierno de Canarias, el presidente del Cabildo Insular de Tenerife, y diversas autoridades civiles y militares, así como numeroso público, tanto en tierra como en la mar.

El nuevo complejo portuario está formado por un dique de 600 metros de longitud y un contradique de 130 metros. Dispone de dos dársenas, deportiva y pesquera, separadas por un dique central de 100 metros. La dársena deportiva, de 20.000 metros cuadrados, tendrá cabida para 161 embarcaciones menores, de 8 a 15 metros de eslora.

La dársena pesquera, de 9.500 metros cuadrados, dispone de tres muelles de 230 metros de longitud, un pantalán para 40 lanchas de pesca, 70 metros para muelle de carga y descarga, y 160 metros para atraque de barcos de mayor tonelaje.
Queda pendientes las superficies para las explanadas, de 32.000 metros cuadrados, un paseo peatonal por encima del dique, el diseño del mobiliario urbano e iluminación de la zona, etc.

 

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario