Sin categorizar

La Asociación de Víctimas del Yak-42 tilda de «burla e inhumano» el indulto parcial a los oficiales concedido por el Gobierno

AGENCIAS.-El presidente de la Asociación de Víctimas del Yak-42, Miguel Ángel Sencianes, se ha mostrado «furioso» por el indulto parcial concedido por el Gobierno de Mariano Rajoy a dos oficiales condenados en el caso sobre el accidente del Yakolev 42, al considerarlo «inhumano y una burla».

«Señor Rajoy, así no se hace memoria de 62 militares. Esto es inhumano y una burla», expresó Sencianes, visiblemente compungido, en rueda de prensa, para después garantizar que los familiares estarían dispuestos a ir «al infierno» para hacer justicia por el incidente de mayo de 2003 en Turquía.

El presidente de la asociación además aseguró que ya se esperaban este indulto, si bien quiso dejar claro que no se explican el porqué. Y esgrimió que la causa llevaba pendiente dos años.

Para Sencianes, los comandantes «profanaron» cadáveres y «falsearon» documentos oficiales, por lo que exigió la salida del ejército de los implicados.

«España ahora no sólo tiene crisis económica, sino también democrática, pues se da un golpe al Estado de Derecho», explicó, al tiempo que aseguró que el Ejecutivo de Rajoy se alinea con esta decisión en el lado de los «delincuentes».

Por último, la asociación anticipó que seguirán buscando esclarecer los hechos en el Tribunal Constitucional o en el Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo. Desde los servicios jurídicos de la asociación apuntaron que la estrategia a seguir aún no está definida, pero recordaron que un indulto «no borra» la condición de culpables de los comandantes.

El Consejo de Ministros aprobó este viernes la concesión del indulto parcial para el comandante José Ramírez y el capitán Miguel Sáez, condenados por las identificaciones erróneas de 30 de los 62 cadáveres de los militares españoles fallecidos en el accidente del Yak-42. Los indultos afectan únicamente a las penas de inhabilitación de un año que les fueron confirmadas a ambos por el Tribunal Supremo.

Los dos oficiales fueron condenados en 2009 como cómplices de un delito de falsedad documental por su responsabilidad en el accidente aéreo que provocó la muerte de 62 militares en Trabzon (Turquía) el 26 de mayo de 2003.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario