Marisol Ayala

La dignidad de un timplista. Por Marisol Ayala

Un estallido de rebeldía y coherencia. Benito Cabrera, el autor del popular villancico “Una Sobre el Mismo Mar”, en solidaridad con el sector de la cultura le ha denegado al Gobierno Canario el permiso para usar su conocido tema musical en la campaña navideña, con el consiguiente perjuicio económico para él y su compañía discográfica. Una decisión con la que Cabrera, director musical de Los Sabandeños, quiere hacer público su profundo rechazo, su malestar y su protesta frente a la iniciativa del Gobierno de Canarias de aplicar una rebaja de casi un 65% en sus presupuestos para el 2012 en la partida destinada a Cultura y Deportes, cargándose de un plumazo una buena parte importantísima de su política cultural.

El músico canario compuso “Una sobre el mismo mar’ en la segunda mitad de la década de los noventa y sus acordes han formado desde entonces de la banda sonora de la Navidad canaria. Una tradición. No están de moda, por eso lo valoro tanto, decisiones de este tipo y menos aún en tiempos de precariedad como los que corren, de ahí que el mundo de la cultura haya celebrado ayer con gratitud la actitud de Cabrera plagada de coherencia y compromiso. Hay músicas, como el bello villancico de Cabrera, que nos revuelven los quereres y nos emociona en fechas tan sensibles al recuerdo y justo por eso Benito Cabrera, con su inesperada y aplaudida decisión, le ha propinado un importante mazazo al ejecutivo canario en plena campaña electoral.

Quien  siembra viento, recoge tempestades.

http://www.marisolayala.com

Etiquetas

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario