Cine Cultura SOCIEDAD

CINE. EFA y Oscars. Entre Premios Anda el Juego

PREMIOS

Manuel E. Díaz Noda.-

La Actualidad cinematográfica de esta semana ha pasado sobre todo por dos de los principales eventos de entrega de premios del año. La primera noticia estaba ya anunciada y esperada, la entrega de las nominaciones a lo mejor y más selecto del cine europeo del 2011 por parte de la Academia; la segunda, que ha conseguido eclipsar el resto de los acontecimientos relacionados con el cine de esta semana va relacionada con la próxima ceremonia de los Oscars. Pero vayamos por partes.

European-Film-Academy-Awards

Los Premios de la Academia del Cine Europeo nacen con la intención de convertirse en un escaparate de las producciones más esmeradas y ambiciosas producidas en el continente. Esto supone la convocatoria de algunos de los principales autores con los que cuenta el cine, tal y como evidencian las nominaciones de este 2011, donde encontramos nombres de tanto prestigio cinematográfico y tradición como Lars Von Trier, los Hermanos Dardenne, Béla Tarr o Aki Kaurismäki. La erigida como la gran favorita ha sido “Melancolía” de Von Trier, aspirante a los apartados de Diseño de producción, montaje, fotografía, guión, actriz, dirección y película. Sin embargo, el cineastas danés tendrá que vérselas con las buenas perspectivas con las que cuenta la cinta de los Hermanos Dardenne, “El Chico de la Bicicleta”, que también compite en los apartados de mejor guión, actriz, dirección y película. Eso sin olvidar, la también importante presencia de un cineasta clave para la cinematografía europea como Béla Tarr con “El Caballo de Turín”, cuyas nominaciones en mejor dirección y fotografía podría dar la sorpresa (más difícil sería que ganara en su tercera candidatura, a mejor música, que se presenta bastante reñida este año). Este trío de autores parecen partir con ventaja frente a sus compañeros, habiendo eclipsado las candidaturas de “La Havre” de Aki Kaurismäki, otro destacado cineasta europeo, peor que en esta ocasión no cuenta con los mismos avales que sus colegas anteriormente mencionados. Por otro lado, la presencia de títulos de calidad, pero menos exigentes desde un punto de vista artístico, como “The Artist” de Michel Hazanavicius, “El Discurso del Rey” de Tom Hooper o “En un Mundo Mejor” de Susanne Bier son respaldos que hace la Academia a la vertiente más comercial y popular de su cinematografía, además de tratarse en el caso de las dos últimas de nominaciones que llegan ya un tanto a destiempo, después de haberse alzado ambas con el Premio a Mejor Película y Mejor Película de Habla no Inglesa, respectivamente, en la pasada edición de los Oscars. El cine español ha quedado nuevamente por debajo de las expectativas, llegando tan sólo tres producciones a las nominaciones y ninguna en los apartados principales. “La Piel que Habito” de Pedro Almodóvar obtuvo reconocimientos a su Diseño de Producción y a la música de Alberto Iglesias, “Chico y Rita”, la cinta de Fernando Trueba y Javier Mariscal, pasa a convertirse en una de las favoritas para Mejor Película Europea de Animación y “La Gran Carrera” de Kote Camacho entra como candidata a Mejor Cortometraje.

Brett-Ratner-y-Eddie-Murphy

Para conocer las nominaciones de los Oscars aún es pronto, sin embargo, los premios de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de Hollywood han tenido que enfrentarse este año a una situación si no inédita, sí poco común, el cambio de productor y maestro de ceremonias para su gala del próximo mes de febrero de 2012. Toda la polémica surgió de un hecho aparentemente independiente a los Oscars, como fue la campaña promocional de “Un Golpe de Altura” de Brett Ratner. Este director, conocido por su trilogía de “Hora Punta” y elegido por la Academia como productor para la gala de este año de sus premios, hizo un desafortunado comentario de corte homófono en una de sus entrevistas, diciendo, en relación a los preparativos de la gala, que “los ensayos son para los maricas”. Este tipo de alusiones suelen estar muy controladas dentro de las políticas de corrección política de Hollywood, por lo que desde dentro de la industria se le dio un toque de atención al director y éste se disculpó inmediatamente. Sin embargo, justo a continuación, durante una intervención en el programa de radio de Howard Stern, uno de los más populares y escuchados en Estados Unidos, Ratner reincidió en el mismo tipo de comentarios, habiendo una serie de alusiones de alto tono sexual que de nuevo desagradaron a la comunidad cinematográfica. Ante esto, el propio director tomó la decisión de dimitir como productor de los Oscars, para que este evento no se viera enturbiado por una polémica de la que él era el único responsable. La renuncia de Ratner provocó la casi inmediata dimisión de Eddie Murphy, quien había sido escogido personalmente por el cineasta para que ejerciera las labores de maestro de ceremonias y que no por casualidad es también uno de los protagonistas de “Un Golpe de Altura”.

GRAZER

Sin productor y sin maestro de ceremonias, la Academia inició rápidamente los trámites para encontrar sustitutos y en menos de 24 horas anunciaba que el nuevo equipo de producción iba a estar encabezado por Brian Grazer, productor de películas como la ganadora del Oscar “Una Mente Maravillosa” y que este año presenta «J. Edgar» de Clint Eastwood. Sin embargo, fue la marcha de Murphy la que desató una mayor vorágine en internet, devolviendo a primera fila la petición popular de que la ceremonia recuperara a uno de sus maestros de ceremonias más queridos y aplaudidos, Billy Crystal. El pasado jueves, el propio actor anunciaba a través de su cuenta de Twitter que la Academia le había solicitado que presentara la gala por novena ocasión en su carrera, a lo que él había aceptado encantado. Sin duda, un final feliz para los que trasnochamos esa noche y hemos estado tentados de apagar la tele e irnos a dormir ante el aburrimiento y la falta de gracias de las últimas ediciones.

billycrystaloscardenuevo-600x450

Visítanos en adivinaquienvienealcine.com
Etiquetas

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario